El Cajasol le gana al Lagun Aro al ritmo de Satoransky

El conjunto de Aíto García Reneses redondea una gran semana al conseguir su tercer triunfo consecutivo 73-57 ante el Lagun Aro. La defensa de los locales, el acierto en el triple y la gran actuación de Satoransky (16 puntos, 5 rebotes, 7 asistencias y 27 de valoración), dejan muy tocado al conjunto donostiarra que va a seguir otra semana más en descenso. Foto: baloncestosevilla.com.

El Cajasol le gana al Lagun Aro al ritmo de Satoransky
Cajasol
73
57
Lagun Aro GBC
Cajasol: 73 - Cajasol (20+19+21+13): Satoransky (16), Tepic (7), Asbury (4), Bogdanovic (15), Triguero (4) -cinco inicial-, Burjanadze (-), Williams (8), Sastre (7), Blakney (5) y Holland (7).
Lagun Aro GBC: 57 - Lagun Aro GBC (13+15+19+10): Salgado (3), Papamakarios (2), Woods (6), Daniel Díez (2), Doblas (16) -cinco inicial-, Taylor (2), Neto (10), Guille Rubio (14), Iberwe (2) y Kuksiks (-).
MARCADOR: (20-13),(39-28),(60-47),(73-57)
ÁRBITRO: Árbitros: García Ortiz, Cortés y Sacritán. Eliminaron por cinco faltas personales al local Holland (m.33) y excluyeron al visitante David Doblas por dos antideportivas (m.37).
INCIDENCIAS: Incidencias: Partido de la duodécima jornada de la Liga Endesa disputado en el Pabellón San Pablo ante unos cuatro mil espectadores.

El Cajasol de Aíto García Reneses va cogiendo forma. La victoria ante el Lagun Aro, tercera en liga, confirma el buen estado del equipo, que ganó el domingo en Bilbao y el miércoles en el mítico Pionir de Belgrado. Por las circunstancias de los dos equipos, se preveía un partido rudo y lo fue, que finalmente se decantó del salo sevillano. Las 24 pérdidas del cuadro donostiarra fueron un lastre demasiado grande. A esto hay que añadir un acierto en el tiro exterior cajista del 64% (9/14) y una buena defensa local, dejando a los de Sito Alonso en 57 puntos.

El Lagun Aro empezó muy enchufado en el encuentro. Woods metió los primeros seis puntos de su equipo y Doblas lo ayudaba desde la pintura, con cuatro tantos. Aíto tuvo que pedir un tiempo muerto, ya que no lo veía nada claro (12-13). Tras este tiempo y darle entreada al nuevo fichaje, Blakney, el Cajasol tomaría impulso gracias a un parcial de 10-0 que colocaría el 20-13 al final del primer.

Un parcial demoledor del Cajasol

Una canasta de Ibekwe al inicio del segundo periodo (20-15), fue lo único destacable del Lagun Aro en este comienzo de cuarto, ya que un tornado llamado Cajasol, empezó a demostrar su valía. Dos triples de Sastre elevaban la diferencia hasta 15 puntos (30-15), doblando en el marcador a su equipo y aumentando el parcial a 20-2. El conjunto vasco no quería irse del partido. Un parcial de 0-6 con dos canastas de Doblas y una de Taylor (32-23), obligaban al coach cajista a pedir tiempo muerto. La charla surtió efecto, y Bogdanovic desde el tiro libre ponía tierra de por medio, aunque un triple desde medio del campo sobre la bocina, dejó el marcador al descanso en 39-28.

Reacción sin fuste

Una vuelta de vestuarios brutal del Cajasol con tres triples consecutivos (48-28), obligaron a Sito Alonso a pedir tiempo muerto. A partir de ahí, el Lagun Aro jugó más por dentro. El ex-cajista Guille Rubio y un gran David Doblas mantenían con vida a su equipo. 60-47 con un triple de Rubio al final del periodo. Al Cajasol le costaba un mundo anotar. Triguero fue el primero en anotar una canasta en juego, cuando restaban 4.30 para el final. El equipo guipuzcuano continuó remando y se llegó a colocar a ocho puntos (62-54), pero la segunda falta antideportiva de Doblas y la buena defensa cajista decidieron el partido para los locales.