El Madrid le anota 100 al Fuenlabrada y sigue líder

Los blancos volvieron a ser un martillo pilón en un partido cómodo en el que jugaron con su profundidad de plantilla. Felipe Reyes y Nikola MIrotic fueron los mejores hombres del Madrid, dominando la zona y superando claramente a sus defensores. El Mad-Croc hizo un buen primer cuarto en defensa, pero sus numerosos errores y pérdidas de balón les terminaron pasando factura.

El Madrid le anota 100 al Fuenlabrada y sigue líder
Real Madrid
100
79
Mad-Croc Fuenlabrada
Reyes volvió a ser un titán en la pintura (Fuente:Lavanguardia.com)

Comienzo de partido bastante trabado, con posesiones largas y espesas que dejaban un resultado bajo. Ambos conjuntos medían sus renovadas plantillas marcando al hombre o variando a zonas 3-2. El Madrid no conseguía dominar el ritmo del partido, pero iba ligeramente por delante gracias al acierto exterior.

 

Rudy recibió un duro impacto que exigió varios puntos de sutura, por lo que el escolta mallorquín tuvo que visitar el banquillo prematuramente. También lo hizo el gigante Begic, pero en este caso cargado con hasta tres faltas después de leer mal las defensas y posicionarse cual ladrillo en la pintura.

 

Muchas pérdidas de balón en el inicio de un duelo correoso en el que ambos conjuntos se mostraban poco clarividentes clara al aro. Tras una falta a destiempo de Slaughter, el cuarto culminaba con un escueto 14-14. El Fuenla cumpliendo objetivos mientras el Madrid intentaba aún entrar en el partido.

 

Se imponen las individualidades blancas

 

El segundo parcial comenzó con una mejor defensa local que forzó pérdidas y faltas en ataque de los naranjas. Esto, sumando a la propia inercia de los ataques individuales, dieron lugar a un parcial de 8-0 con el que los merengues abrían la primera brecha del duelo. El Mad-Croc llegaba al bonus de manera prematura y sufría los puntos desde la línea de libres.

 

Los buenos puntos de Llull ponían al Madrid por encima de la barrera de los diez tantos, afianzada por el gran trabajo en la zona de Espartaco Reyes. También Rudy volvía cancha para acertar en una acrobática canasta a aro pasado. Sin demasiados alardes, pero a base de un ritmo anotador continuo, los merengues estaban rompiendo el partido.

 

Aprovechando la coyuntura, Laso amplió las rotaciones, lo que que permitió a Guillermo HernanGómez disfrutar de sus primeros minutos en liga. Encuentro rocoso en el que los blancos iban imponiendo su calidad en medio de una ensalada de errores y faltas. Una estética canasta a cinco metros de Draper sobre la bocina cerraba la primera mitad (47-29). El Madrid ya dominaba tiros de campo y rebotes, abriendo el camino hacia la victoria y anotando 33 puntos en el cuarto.

 

El Madrid pone tierra de por medio

 

Tras la reanudación los fuenlabreños siguieron cometiendo muchas pérdidas (llegaban a las 15), entre ellas numerosos pasos de salida que mostraban su inquietud y confusión. Los ataques del Mad-Croc eran cada vez más espesos gracias a la buena telaraña defensiva del Madrid, que aumentaba las diferencias de manera silenciosa.

 

La segunda unidad blanca comandada por Reyes, Draper y Carroll hacía un buen trabajo y mantenía el dominio de un encuentro ya roto por los terribles fallos del Fuenlabrada en las nociones del juego (pasos, dobles, pérdidas). Martynas Pocius se mostraba caliente desde el perímetro, buscando un sitio cada vez más caro en la competitiva plantilla blanca.

 

Mirotic destapaba ligeramente el tarro de sus esencias con un magnífico triple desde la esquina. Un misil marca de la casa que prácticamente cerraba el encuentro aún a falta de muchos minutos. Los naranjas del Mad-Croc jugaron con más de diez hombres, buscando opciones en la rotación, más probando de cara a futuros partidos, puesto que las diferencias en el actual eran cada vez más abisales. 67-51 en el electrónico y la balanza muy desequilibrada.

 

Gestionando la ventaja

 

El último cuarto comenzó con una tímida reacción del Fuenlabrada, que concatenó varios ataques de mérito gracias al veterano Leo Minoldi. El Madrid respondía a base de juego interior, con el dominio supremo de Reyes y las buenas ayudas de Mirotic. Los naranjas hicieron el último esfuerzo por maquillar el resultado, pero hoy hubo fuertes disfunciones en el trabajo de equipo.

 

Con el Mad-Croc herido de muerte y el mayor cansancio de los visitantes, el Madrid enlazó varias jugadas rápidas, de transiciones relampagueantes y efectivas contras. El parcial acumulado de los últimos minutos llegaba a un tremendo 20-5, mientras que Espartaco Reyes seguía haciendo el Carpanta de los rebotes y secaba las segundas oportunidades del rival.

 

Con todo decidido se pudieron ver jugadas espectaculares como el típico mate destroyer de Slaughter culminando contra o las canastas de fino estilista de Mirotic. Los blancos se estaban cebando a base de errores rivales y firmaron 19 puntos en contraataque y hasta 27 motivados por pérdidas rivales. Final contundente de 100-79 para un Madrid que sigue sumando muchos puntos y venciendo sin paliativos.

 

Jugadores destacados

 

El gran protagonista del encuentro fue el eterno capitán blanco Felipe Reyes (18 puntos, 11 rebotes, 6 faltas recibidas para una valoración de 27). Espartaco se volvió a fajar en la zona cosechando hasta cinco rebotes ofensivos y patentando su mundialmente conocido copyright de 2+1.

 

A su tremendo trabajo se sumó de nuevo Nikola Mirotic (18 puntos, 8 rebotes para 22 de valoración). Niko tiene una calidad natural tan insultante que cosecha números envidiables con una facilidad pasmosa. De nuevo evolucionando de menos a más y demostrando que su polivalencia no tiene límites, el hispano-montenegrino se hizo un hueco en la zona y además enchufó tres misiles desde el 6.75.

 

Por parte del Mad-Croc destacar al vetusto Leo Mainoldi (14 puntos, 6 rebotes para 20 de valoración), que se mostró como el más consistente y regular a lo largo de todo el encuentro. En segundo plano nombrar a Charles García (un portento físico pero todavía verde cual espárrago triguero) y la buena muñeca del canterano Sergio Sánchez.

                                                                                                                                            

100 REAL MADRID (14+33+20+26): Sergio Rodríguez (5), Martynas Pocius (12), Rudy Fernández (13), Nikola Mirotic (18), Mirza Begic (-) -Quinteto inicial- Llull (11), Jaycee Carroll (3), Carlos Suárez (9), Draper (5), Felipe Reyes (18), Marcus Slaughter (4), HernanGómez (2). Entrenador: Pablo Laso.

 

79 MAD-CROC FUENLABRADA: (14+15+22+18): Javier Vega (6), James Feldeine (7), Jon Cortaberría (3), Leo Mainoldi (14), Saer Sené (9) -Quinteto inicial- . Quino Colom (2), Charles García (9); Álvaro Muñóz (11), Adrián Laso (-), Sergii Gladyr (8), Sergio Sánchez (10). Entrenador: Porfirio Fisac.

 

ÁRBITROS: José Ramón García Ortíz (36), Sánchez Monserrat (11), Rial (52). Mirza Begic fue eliminado por faltas.

 

PABELLÓN: Palacio de los Deportes de la Comunidad de Madrid. 7.123 personas en las gradas para algo menos de ¾ de en  las gradas para algo menos de ¾ de entrada.

 

INCIDENCIAS: tercera victoria de un Madrid que aguanta el liderato de la presente Liga Endesa. Los blancos volvieron a pasar la barrera de los 100 puntos por segunda vez esta campaña.