Ciudad Encantada puede con un mermado Ademar

El equipo de Zupo Equisoain se llevó una merecida victoria, 30-26, frente al conjunto leonés que estuvo notablemente lastrado por las bajas. Los conquenses tuvieron dominado el encuentro los 60 minutos y con estos dos puntos, iguala a 11 puntos con los ademaristas

Ciudad Encantada puede con un mermado Ademar
BM Ciudad Encantada
30
26
Reale Ademar León
BM Ciudad Encantada: Moyano, Corzo (3), Sorrentino (4), Mendoza, Sifre (6), Ángel Pérez (4), Fede Fernández (3) -siete inicial- De Hita (portero suplente), Garza (4), Pablo Simonet (2) y Juanjo Fernández (4)
Reale Ademar León: Malumbres, Goñi (9), Ruesga (1), Juan Castro (1), Borges (1), Vrazalic (5), Vranjes (4) -siete inicial,-Asanin (p), Cabanas (1), Carrillo (1), Nantes, Golubovic (1) y Diego Piñeiro (2),
MARCADOR: Marcador cada 5 minutos: 2-2, 4-4, 7-5, 10-7, 13-11, 18-15 (Descanso) 20-18, 21-22, 24-23, 26-25, 27-25 y 30-26
ÁRBITRO: Los colegiados García Rodríguez y Fernández Pérez excluyeron en dos ocasiones a Garza y en una a Mendoza, por los conquenses y mostraron dos minutos, dos veces, a Cabanas y una a Castro y Borges, en los ademaristas
INCIDENCIAS: Partido de la octava jornada de la liga ASOBAL, disputado en el Polideportivo El Sargal de Cuenca que se llenó con 1.300 espectadores

El encuentro se preveía muy igualado. Y así comenzo, con alternativas en ambas porterías y una pequeña primera ventaja de los leoneses que se pusieron 1-2 a los cinco minutos del pitido inicial. Sin embargo, la igualdad era la nota dominante en estos primeros compases del encuentro. Sería a partir del minuto 10 cuando el equipo dirigido por Zupo Equisoain pusiera un puntito más de intensidad y comenzara a dominar, tanto el juego, como el electrónico.

Además, los cambios habituales a mitad de periodo no fueron negativos para el Ciudad Encantada. Más bien al revés, ya que fueron los jugadores que salieron entonces, como Garza o Pablo Simonet, los que lideraron la buena primera mitad del equipo castellano manchego.

Las lesiones de Ruesga y Nantes fueron capitales para el Ademar

En el Ademar, los pequeños problemas físicos de Carlos Ruesga fueron un completo y absoluto lastre. Se nota que es el único que puede capitanear al equipo y cuando no está, los leoneses lo notan. A esto se sumó la lesión de Raúl Nantes. Parece que a Manolo Cadenas no paran de crecerle los enanos. Así, el GlobalCaja pudo abrir brecha en el marcador y marcharse a vestuarios con tres goles de renta (18-15).

Segunda parte de altibajos conquenses

Los primeros minutos del segundo periodo fueron nefastos para el Cuenca, que con cuatro pérdidas de balón consecutivas en ataque, veía cómo el Ademar, sin demasiado esfuerzo, le igualaba la contienda. Iosu Goñi, que terminaría siendo el máximo anotador de su equipo y del partido, sería el revulsivo en el que los leoneses se apoyaran en la pequeña remontada, ya que tras igualar a 20 el electrónico, lograron colocarse por delante.

Pero entonces haría acto de aparición el entrenador del GlobalCaja, "Zupo", que hizo valer sus buenas dotes en los banquillos y con un simple tiempo muerto cambió completamente el encuentro. También comenzó a aparecer el guardameta, Moyano, que hizo sus principales intervenciones en estos últimos minutos, siendo parte importante de la victoria de su equipo. Asimismo, los ataques leoneses eran poco resolutivos, mientras que los del Ciudad Encantada entraban con facilidad en la portería visitante.

Con esta victoria, además de igualar a 11 puntos con el Ademar y colocarse cuarto (el equipo leonés es quinto), el Ciudad Encantada hace historia, tras conseguir la primera victoria ante un histórico como es el conjunto de Manolo Cadenas.

Ambos equipos ya piensan en descansar estas dos semanas, en las que se produce un parón debido a los partidos internacionales y afrontar la novena jornada de liga con el objetivo de asaltar la tercera plaza que ocupa el Naturhouse La Rioja.