El Supremo da la razón a Roberto Heras

El Tribunal Supremo ha anulado la sanción por dopaje que se le impuso a Roberto Heras a causa de un positivo en la vigésima etapa de la Vuelta a España de 2005, carrera que ganaría. Ya lo hizo el Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León en junio del 2011.

El Supremo da la razón a Roberto Heras
Roberto Heras en rueda de prensa (FOTO: la información).

El 18 de septiembre de 2005, un hombre llamado Roberto Heras paseaba triunfante sobre el Paseo de la Castellana a lomos de su bicicleta, la misma que durante tres semanas lo había coronado como ganador de la Vuelta a España. Sin embargo, la alegría se disiparía de un día para otro cuando le comunicaron que en la penúltima etapa de la ronda española había dado positivo por eritropoyetina recombinante (rhEPO). Entonces, sería desposeído del triunfo en dicha prueba y comenzaría un proceso que pondría punto y final a la exitosa carrera del ciclista bejarano.

Hoy, después de siete años de juicios y valoraciones, el Tribunal Supremo ha decidido darle la razón a Heras y anular la sanción que le arrebató la Vuelta a España en su día. Lo hacen después de un recurso interpuesto por el abogado del Estado y la Federación Española de Ciclismo al que han respondido con una sentencia en la que consideran "no ha lugar" a los recursos contra el veredicto del Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León. Además, señalan que el Comité Nacional de Competición y Disciplina Deportiva de la RFEC ejerce una "función pública de carácter administrativo cuando impone una sanción por dopaje detectado en ellas".

En junio de 2011, el Tribunal de Justicia de Castilla León haría lo propio y anularía la sanción por dopaje en la que le arrebataban entre otros triunfos la general de la Vuelta a España de 2005, una de las cuatro que ganó (2000, 2003, 2004 y 2005).