Falcao, en estado de gracia

El ariete colombiano consigue con su doblete al Athletic acertar por cuarto partido consecutivo con la meta rival. Mejor registro marcando de forma seguida desde su llegada al Atlético el pasado verano. Suma 19 dianas en liga, cifra que asciende a 25 incluyendo los goles europeos.

Falcao, en estado de gracia
Los rugidos del 'Tigre' se antojan decisivos en el tramo final de temporada | Imagen original: clubatleticodemadrid

Radamel Falcao García, ‘El Tigre’, ese carnívoro del área, primero en Sudamérica, luego en Europa. Un depredador de enjundia, un goleador innato. Rematador, más que hilador, el de Santa Marta se ha ganado a pulso, segundo a segundo, el cariño del Calderón. Un delantero de garra, movimiento constante y astucia en su posicionamiento.  Le gusta, además, ser protagonista por partida doble o triple. Ha marcado en 17 encuentros (liga + Europa) y en un tercio anotó dos o más tantos. Seguro de gol, encontró en Adrián su complemento perfecto. Entre los dos, cuarenta goles en lo que va de temporada. Un pequeño gran 56% de los goles del Atlético. Indispensables.

El internacional cafetero ya ha mejorado sus números ligueros de la pasada temporada (16 goles en 22 partidos con el FC Porto), si bien es cierto que se mantuvo apartado varias fechas por lesión. Un impedimento que, por cierto, no le permitió ser citado por el ‘Bolillo’ Gómez para el amistoso ante España que disputó Colombia en el Bernabéu en febrero de 2011. Una pequeña espina en una temporada donde, además, añadió 18 tantos en la UEFA Europa League. Treinta y ocho en competición oficial, cuarenta si atendemos al par de goles que materializó en la Copa de América.  Cifras de atacante top-5  mundial que intentará superar el ‘9’ rojiblanco. Y, al menos, contará para ello con un mínimo de doce partidos, ampliables en función del devenir colchonero en la Europa League.

Los cuatro partidos marcando de forma consecutiva suponen un hito personal para Falcao en el Atlético de Madrid. Hasta ahora, había logrado hacerlo en tres seguidos (Celtic, Racing y Sporting el pasado mes de septiembre) anotando seis goles. En esta ocasión, se presentaba la oportunidad tras golear a Granada, Besiktas y Mallorca con un gol por firma en cada choque. El encuentro y el rival ponían a prueba la pólvora del magdalenense, quien se siente cómodo en casa, con su gente, y en donde ha perforado la meta rival en dieciséis ocasiones (64% de sus goles en el Calderón). Y lo consiguió, fiel a su estilo. En primer lugar, tras un rechace de Gorka; atento, pillo, matador. Unos minutos más tarde, apuñalando en boca de gol en uno de sus acrobáticos remates con la testa.

Lejos quedan los ocho partidos consecutivos de Forlán marcando en la 2008-2009 o las 32 dianas ligueras del charrúa aquella misma temporada. Estadísticas que, a buen seguro, Falcao cambiaría por una clasificación para Champions y una posible final de Europa League. El fin de semana toca La Romareda, un feudo jamás pisado por el felino, y al que todavía no ha sufrido el equipo maño. Una nueva oportunidad de seguir incrementando números de delantero total, de atacante en estado de gracia. Ocasión, quizá idónea, para alcanzar la segunda decena de goles en liga con el Atlético, igualando así la mejor marca de Agüero en competición doméstica con los rojiblancos. Casi nada.