El Girona sale goleado de Santo Domingo

Los de Rubí caen contra los madrileños y suman su segunda derrota consecutiva en Liga y se alejan del liderazgo.

El Girona sale goleado de Santo Domingo
Alcorcón
4 1
Girona
Alcorcón : Manu Fernández; Arroyo, Babin, Laguardia, Ángel Sánchez, Fernando Sales, Sergio Mora, Abraham, Juli (Kike López, m.73); Miguélez (Fernando Morán, m.61) i Oriol Riera (Rubén Sanz, m.85).
Girona: Dani Mallo, José, Migue, Chus Herrero, David García, Juanlu, Kitoko, Eloi Amagat (Acuña, m.53), Felipe Sanchón, Jandro i Benja (Ion Vélez, m.77).
MARCADOR: 1-0: m.12 Laguardia; 1-1: m.40 Felipe Sanchón; 2-1: m.43 Oriol Riera; 3-1: m.55 Juli, i 4-1: m.67 Kitoko.

Enfrentarse el tercer y el cuarto clasificado siempre es sinónimo de partidazo. Sin embargo, la jornada vivida está tarde en el estadio Santo Domingo ha superado todas las expectativas. Locales y visitantes tenían claro la importancia de los tres puntos de hoy y conscientes que no podían desaprovechar la ocasión y que debían salir victoriosos han entrado sobre el terreno de juego demostrando por qué están en lo más alto de la tabla clasificatoria. Alcorcón y Girona han ideado un partido propio de un perfecto guion que poco a poco caya en manos del Alcorcón. Aunque los gerundenses luchaban para firmarlo finalmente los madrileños lograban sentenciar el partido en la segunda parte y con 4-1 conseguían ser terceros en la tabla clasificatoria.

Los de Pepe Bordalás jugaban en casa y se encontraban fuertes después de ganar al Jeréz por 2-4. Con 28 puntos y cuartos podían quitarle la tercera plaza a los catalanes.

Por su parte, los de Rubí afrontaban el partido con 30 puntos y con las bajas importantes de Luso y Tébar sancionados, dos hombres claves en muchos partidos. Sin embargo, se recuperaba a Eloi Amagat que volvía después de estar lesionado.

Primera mitad de lucha

Después del silbatazo de inicio y tras unos minutos de tanteo los de Bórdalas y Rubi luchaban para organizarse y crear peligro.  12 minutos necesitaron los madrileños para avanzarse al marcador. Después de una jugada de estrategia Víctor Laguardia centraba desde abajo y lograba enviar el esférico al fondo de la red de Mallo. Una temprana ocasión que obligaba a los gerundenses a reaccionar.  

Dos minutos después el Girona tenía su primera ocasión después de una magnifica jugada entre Juanlo y Felipe. Juanlu arrancaba desde una posición perfecta y dejaba a Felipe el remate pero los madrileños estropeaban la oportunidad.

Tan solo siete minutos después de haberse estrenado en el marcador, los de Bórdalas volvían a avisar a los gerundenses. Fernando Sales se plantaba delante de Dani Mallo pero por fortuna de los gerundenses su disparo se fue arriba. La presión de Migue fue primordial para que el andaluz no rematase cómodo y no lograra el segundo de los madrileños.

Después de veinte minutos de irregularidad, los de Rubí empezaban a dominar y encontrar posiciones pero les faltaba localizar la suerte mientras que el Alcorcón estaba cómodo con el marcador. Tanto era así que en el 27 volvían a avisar a Mallo.  Abraham probaba suerte con un lanzamiento de falta pero era demasiado alto.

Sin cesar su lucha los madrileños aparecían de nuevo y Sales probaba con un disparo cruzado del interior diestro que casi convierte en gol. Era el minuto 35 y los visitantes debían reaccionar rápido. Así lo hicieron y la lucha del Girona se vio compensada con el primer gol. Benja se la deja a Felipe, que con un zapatazo desde fuera del área logra enviar el balón al fondo de la red. Un tanto que llegaba en el momento justo y ayudaba a los gerundenses a seguir adelante con el partido que empezaba a hacerse cuesta arriba.

Sin embargo, la tranquilidad duró poco ya que Oriol Riera a dos minutos para llegar al descanso marcaba el segundo de los madrileños. Después de recibir una magnifica asistencia de Sales, el catalán aprovechaba el despiste en la defensa gerundense y de Mallo para marcar su primer tanto de la temporada. Llegábamos a la mitad del partido y los de Rubí debían jugársela en la segunda mitad.

El Alcorcón sentencia el partido

Sin cambios organizativos en ninguna de las dos partes, la segunda mitad se iniciaba con el mismo guion de la primera. 5 minutos fueron suficientes para que el Alcorcón creara peligro en dos ocasiones y demostrara que el guion era para ellos.

En la primera ocasión, de nuevo Sales lograba ponerse delante de la portería de Mallo pero sin éxito. La segunda oportunidad llegaba de la mano de Oriol Riera que demostraba su ansia de volver a marcar con un latigazo desde el borde del área que salía fuera gracias a la agilidad del guardameta del Girona.

Poco después, Rubí quería mejorar la situación y hacía su primer cambio, se marchaba Amagat y entraba Acuña, posiblemente para reforzar y ayudar a Benja.  Por mala fortuna, no fue suficiente para los visitantes y el Alcorcón se fortalecía y sentenciaba ya el partido marcando el tercero de la tarde. Juli aprovechaba el despiste defensivo de los gerundenses y lograba enviar el esférico al fondo de la red.

Por si fuera poco, el Alcorcón seguía aprovechándose de la fragilidad defensiva de los gerundenses y en el minuto 70 Babin remataba un córner de Abraham pero la pelota la tocaba  Ritchie Kitoko antes de entrar y el Girona marcaba en propia portería.  Era el 4-1 de la tarde.

Después del cuarto, el Girona perdió definitivamente pistonazo y se dio por vencido dejando el tercer puesto de la tabla clasificatoria. Los gerundenses querían irse y terminar de una vez por todas con esa pesadilla.

El silbatazo de final de partido llegaba y los madrileños lograban sumar los tres puntos que les llevaba a la tercera posición de la tabla clasificatoria.