Duelo por evitar la quema

El encuentro que enfrenta al Mirandés y al Hércules (17:00 horas) supone una oportunidad única para ambos equipos para coger un poco de aire que les permita mirar a los puestos que hay por encima del descenso. De la misma manera, caer en la desgracia de ser el último clasificado, psicológicamente sería un golpe duro para cualquiera de los dos conjuntos. Un empate no dejaría contento a nadie. Un duelo por todo alto en lo bajo. (Foto:diaro información)

Mirandés
Hércules| 17:00
Duelo por evitar la quema
Duelo por evitar la quema

Final. Partido decisivo. A vida o muerte. Existen mil tópicos para titular el partido que hoy se juega en el ya famoso Anduva (gracias a la gesta realizada por el Mirandés en Copa la pasada temporada), todos servirían. Sin embargo, a pesar de lo que dice la clasificación, lo de hoy es un partido en la cumbre. En la cumbre de los de abajo, claro está. Probablemente, de los dos equipos que hoy se enfrentan, únicamente el Mirandés se esperaba estar en esta situación a estas alturas. Pero lo cierto es que el Hércules sigue sin coger la dinámica que le permita asomar cabeza a unos puestos más tranquilizadores para el vestuario y todo el entorno blanquiazul. Hoy, los de Quique Hernández tienen una oportunidad casi única.

Así bien, hoy tenemos al último contra el penúltimo. A un histórico del fútbol español contra uno que empieza a ser alguien. Al Mirandés contra el Hércules. Dos mundos muy distintos dentro de este deporte que debido a unas circunstancias muy concretas, a día de hoy están casi parejos. Sin embargo, bien es cierto que esta tarde ni la historia ni el nombre saltarán al terreno de juego. Por lo tanto nos centraremos más en lo deportivo.

El Hércules parece que tiene buenas noticias en ese aspecto, recupera efectivos muy importantes. El central Pepe Mora y el lateral Paco Peña son altas en la enfermería y están a disposición del técnico valenciano, que todo parece indicar que les introducirá directamente en el once inicial. Existe una curiosidad importante en la alineación que presentará Hernández, ya que durante la semana ha trabajado un once que se podría calificar como de "jugones" con Fran Mérida, Edu Bedia y Mario Rosas. Sin duda alguna, esto supondría una apuesta por el juego combinativo y de calidad, poco habitual en la categoría de plata. Si le sale bien o mal, irá en función del resultado, como ocurre siempre en el mundo del fútbol.

En definitiva, como he dicho antes podríamos recurrir a mil tópicos para hablar de este partido. No obstante, a nivel del Hércules tiene que significar de una vez por todas una apuesta clara y valiente por pegar un “volantazo” y salir de esta situación de miedo, pesadumbre y peligrosidad. Cada vez queda menos, pero como digo siempre, aún queda tiempo para revertir la situación. Esta tarde es la mejor oportunidad.