Quique Hernández decidirá el futuro de los futbolistas expedientados

Según el Diario AS de Alicante, los jugadores señalados por el club son: Anaitz Arbilla, Alberto Escassi, Fran Mérida, Pere Martínez y Juanmi Callejón.

Quique Hernández decidirá el futuro de los futbolistas expedientados
Foto: M. Lorenzo

Según se apunta desde el entorno de la entidad, y pocas horas después de conocerse la noticia, el Hércules ha dejado en manos de Quique Hernández la responsabilidad para decidir el futuro de los futbolistas a los que el club ha decidido expedientar por "salidas nocturnas hasta altas horas de la madrugada".

Al parecer, los jugadores fueron vistos a eso de las 07.00 horas del miércoles pasado en una zona de ocio de la playa de San Juan de Alicante, después de haber participado en la cena de Navidad del club. Todo ello, teniendo en cuenta que el equipo tenía programado una sesión de entrenamientos al día siguiente, a las 10.30 horas.

El club no ha querido informar acerca de la identidad de los jugadores expedientados. De hecho, en el comunicado que se facilitó anoche a todos los medios de comunicación no aparece ningún nombre, algo que ha dado pie a un sin fin de especulaciones y rumores sobre los posibles futbolistas afectados. Aún así, algunos medios como el Diario As han adelantado que los posibles implicados serían: Anaitz Arbilla, Alberto Escassi, Fran Mérida, Pere Martínez y Juanmi Callejón. 

El club regresará a los entrenamientos el próximo día 28 de diciembre, por lo que desde el Hércules no se tomará ninguna decisión al respecto hasta pasadas las fiestas navideñas. Será el cuerpo técnico, con Quique Hernández a la cabeza, quien tras las vacaciones valorará el trabajo, implicación y rendimiento de esos jugadores hasta la fecha, antes de tomar una decisión concreta sobre su futuro.

Por otro lado, un sector de la afición ha criticado duramente las formas y el tratamiento dado por el club a este hecho en las últimas horas. Y es que algunos seguidores ven en esta sanción, impuesta justo después de la derrota ante el Numancia, una estrategia de la directiva para desviar la atención ante la mala situación del equipo. Tras diecinueve jornadas disputadas, el Hércules es colista de la Liga Adelante y se encuentra en estos momentos a seis puntos de la salvación.