La asignatura pendiente del Numancia

El equipo de Pablo Machín volvió a ganar lejos de Los Pajaritos 182 días después.

La asignatura pendiente del Numancia
Imagen del último encuentro del Numancia (cdnumancia.com).

Que la esperanza es lo último que se pierde es lo que pueden reflejar aquellos aficionados del Numancia, que han creído a lo largo de esta temporada en la posible victoria del equipo de Pablo Machín lejos de Los Pajaritos. Resulta anecdótico decir esto, pues parece impensable imaginar que la dificultad sea tanta como para no lograrlo en toda una Liga. Pero las semanas transcurrían en esta temporada 2012/2013 y el equipo soriano todavía no sabía lo que era ganar fuera de su feudo.

Estadísticas que asustan

La victoria ante el Real Madrid Castilla tiene que ser un punto de inflexión para el Numancia. La forma en la que se consiguió (desplegando buen juego y ganando de forma “contundente”) tiene que impulsar a la plantilla a creer en sus posibilidades. Y es que si hay algún sitio donde flojean especialmente los rojillos es lejos de Los Pajaritos. Ya es sabido desde hace tiempo, pero viene bien poner algunos datos curiosos que muestran la dificultad de los de Pablo Machín a la hora de jugar fuera.

Echando una mirada atrás y observando con detenimiento los datos como visitante que obtuvo el pasado año el Numancia, encontramos que tan sólo ganó el 14% de los partidos que disputó. Además, se convirtió en un “chollo” para los equipos locales. Todos, salvo un equipo, hicieron gol al conjunto soriano. Datos que contrastan y mucho con los consumados como locales, donde el Numancia sí está acostumbrado a dar la cara.

¿Otra temporada igual?

Esta temporada de momento sigue la misma línea. El Numancia no ha conseguido la primera victoria a domicilio hasta la decimoquinta jornada. En el octavo partido Lejos de Los Pajaritos, por fin, el equipo de Pablo Machín ha puesto fin a una mala racha que duraba desde el 27 de mayo. En aquel día, todavía inmersos en el curso 2011/2012, el Numancia derrotó al Sabadell 1-3.

182 días después, con vacaciones de por medio, lo ha vuelto a hacer. La víctima fue el Real Madrid Castilla, que colaboró con numerosos desajustes a balón parado. El Numancia suma a estas alturas siete de veinticuatro puntos posibles a domicilio. Está claro que esta es su asignatura a mejorar si quieren mirar de frente a la zona noble de la tabla.