El Málaga noquea al Madrid en una noche histórica

Málaga 3-2 Real Madrid // Los de Pellegrini se han impuesto después de casi 30 años al conjunto blanco en un encuentro vibrante. Isco abrió el marcador tras el descanso, Sergio Sánchez marcó en propia puerta el primero de los merengues, Roque hizo doblete y Benzema cerró el luminoso.

El Málaga noquea al Madrid en una noche histórica
Málaga
3 2
R. Madrid
Málaga: Willy; Jesús Gámez, Sergio Sánchez, Demichelis, Monreal; Isco, Camacho, Portillo (Iturra, min. 69), Eliseu (C); Joaquín (Seba, min. 83) y Saviola (Roque, min. 64).
R. Madrid: Adán; Arbeloa (Callejón, min. 58), Pepe, Sergio Ramos (C), Essien; Di María (Kaká, min. 63), Xabi Alonso (Modric, min.76), Khedira, C. Ronaldo; Özil y Benzema.
MARCADOR: 1-0 Isco (min. 48), 1-1 Sergio Sánchez (min. 65, p.p.), 2-1 Roque (min. 72), 3-1 Roque (min. 75), 3-2 Benzema (min. 82).
ÁRBITRO: Hernández Hernández (comité de Las Palmas). Amonestó a los visitantes Sergio Ramos (min. 28), Cristiano Ronaldo (min. 69), Pepe (min. 80), Khedira (min. 91), así como al local Joaquín (min. 82).
INCIDENCIAS: Partido correspondiente a la decimoseptima jornada de la Liga BBVA. Estadio La Rosaleda. Ambos equipos salieron con camisetas de apoyo al técnico del Barcelona Tito Vilanova, recientemente operado de un tumor. Asimismo, Isco hizo entrega a la afición del premio Golden Boy.

Partido de lujo para despedir el año en La Rosaleda. Tercer y cuarto clasificado se enfrentaban con la misma necesidad de conseguir los tres puntos en un encuentro que se presumía vibrante.

Con los ánimos caldeados llegaron los aficionados a la grada, después de conocer la sanción de la UEFA, por la cual les prohíben participar en competiciones europeas en la siguiente temporada en la que se clasifiquen. La grada no dudó en mostrar su desacuerdo ante un castigo que considera injusto, como así se pudo ver en las pancartas.
 
Antes del comienzo del choque, Isco hizo entrega del premio Golden Boy a la afición, y los jugadores tuvieron un bonito detalle al lucir camisetas de apoyo al entrenador del Barcelona, Tito Vilanova, recientemente operado de un tumor. 
 
Después de empatar con el Eibar a domicilio en la ida de octavos de Copa con un once cargado de suplentes, Pellegrini volvió a apostar por uno muy parecido al que ganó el pasado sábado al Sevilla. Solo dos cambios hizo el chileno. Sergio Sánchez formó en el eje de la zaga junto con Demichelis, debido a la sanción de Weligton, mientras que Saviola volvió a ser la referencia en ataque en detrimento de Roque.
 
Por parte del Madrid sorprendió sobremanera la suplencia de Casillas. Así, el duelo de Zamoras de la Liga -Willy y Casillas- no se pudo disfrutar en La Rosaleda. El lugar del madrileño lo ocupó Adán. Las otras novedades con respecto al once que empató con el Espanyol fueron Essien por el lesionado Coentrao, Di María por Modric y el ya recuperado Benzema por Callejón.
 
Las dinámicas de ambos equipos en Liga venían siendo un tanto irregulares, con un Málaga de vuelta a la senda de victorias tras ganar a Granada y Sevilla y un Madrid tocado por la derrota copera ante el Celta y el empate contra el Espanyol en el Bernabéu. La Rosaleda parecía el estadio propicio para cambiar esa racha, puesto que es un feudo en el que históricamente han cosechado buenos resultados, y en el que habían goleado en las dos últimas temporadas.
 
Los blancos dominan
 
Uno de los que mejor tomada le tiene la medida al Málaga es Cristiano Ronaldo, quien es el máximo goleador de la historia del Madrid ante el conjunto costasoleño. El luso ha visto puerta en 10 ocasiones en las seis veces en las que se ha enfrentado a la entidad de Martiricos. Precisamente fue el '7' blanco el que provocó la primera falta a los dos minutos de juego, obligando a Willy a hacer el primer paradón de la noche.
 
Empezaba a avisar el conjunto merengue, que salió más enchufado y con una presión que dificultaba el juego de los malaguistas, que también tuvieron sus opciones. En el 9', Saviola se quedó solo ante Adán, pero la jugada fue anulada por fuera de juego. Poco después fue Joaquín quien, desde la frontal, envió el balón fuera, bastante desviado.
 
Los de Mourinho -que hoy cumplía su partido número 400 en Primera- llevaban el peligro en cada jugada de ataque y, como es de costumbre, no necesitaban muchos toques para plantarse en el área de Willy. En el 24' Cristiano envió fuera balón a pase de Di María. Un minuto después se intercambiaron los papeles y fue Ronaldo el que combinó con el argentino, que le hizo el sombrero a Willy y a punto estuvo de hacer el primero de no ser porque Monreal salvó en línea de gol.
 
Daba la sensación de que el Madrid llegaba con más peligro, pero lo cierto es que el Málaga también supo jugar sus cartas. Sergio Sánchez pudo abrir el marcador tras rematar un saque de esquina que acabó atrapando Adán. En la jugada tuvo un roce con Khedira y el catalán tuvo que salir a cortar una hemorragia nasal.
 
Los últimos minutos volvieron a ser claramente para los madridistas. En el 35', Cristiano remató escorado un balón que blocó Willy. Apenas tres minutos después Pepe tuvo una buena ocasión tras un córner, pero el portugués no logró cabecear bien. Benzema, en su primera aparición en zona de ataque, pudo también abrir el marcador, pero la aparición de Demichelis para cortar en el último segundo lo impidió.
 
Enfilaron los jugadores el túnel de vestuarios con el 0-0 en el marcador, tras una primera parte en la que ambos equipos tuvieron sus opciones, pero en la que al Málaga quizá le faltó algo más de presión y acierto, aunque esto último también le falló a los blancos.
 
Isco comienza la lluvia de goles
 
La segunda mitad comenzó también con bastante intensidad, con disparos de Eliseu y Di María, ambos fuera. Entonces llegó el tanto. Pase de Joaquín para Isco en el punto de penalti, y el benalmadense envió el cuero al fondo de las mallas de Adán, ajustándolo a la derecha del portero.
 
En los minutos siguientes los malaguistas disfrutaron de más ocasiones, aprovechando el k.o. momentáneo de los madridistas. Portillo pudo hacer el segundo, pero esta vez la intervención de Adán fue salvadora. Seguidamente blocó el saque de esquina, pero no acabó ahí el peligro local. Joaquín envió un balón fuera que salió rozando el palo izquierdo del guardameta y posteriormente fue el lanzamiento de Saviola el que se marchó rozando el travesaño.
 
Tras unos minutos en los que el Madrid estuvo ausente, los blancos volvieron a aparecer. En el minuto 57 lo volvió a intentar Benzema, y 10 minutos después fue Özil el que probó el disparo y acabó sacando un córner después de que tocase en Gámez. Pero fue en una jugada aislada como se adelantaron los visitantes. El esférico, desde la derecha, quedó en tierra de nadie, Benzema intentó pasarla hacia atrás y Sergio Sánchez la tocó para anotar en propia puerta. Volvía la igualdad en el marcador, pero por poco tiempo.
 
Gran noche de Roque
 
Fue ya entrado el minuto 70 cuando llegó el varapalo para los de Mourinho. En el 72', Gámez puso el centro para Joaquín, y este la cedió de tacón para Roque, que puso el segundo después de haber saltado al terreno de juego para sustituir a Saviola. El paraguayo no pudo tener unos minutos de más esplendor, pues solo tres minutos después volvió a ver puerta, de nuevo a pase de Joaquín.
 
Éxtasis en La Rosaleda con el 3-1 en el marcador, pero de nuevo el Madrid volvería a meter el miedo en el cuerpo después del tanto de Benzema. Camacho la perdió y, en la contra, Özil la pasó al francés, que puso el 3-2 en el luminoso de La Rosaleda cuando quedaban aún ocho minutos para el final del tiempo reglamentario.
 
Se vivieron momentos de tensión, con un Málaga que ansiaba la victoria después de casi 30 años sin vencer al Real Madrid, y lo logró. Se llegó finalmente al minuto 93, cuando al fin los blanquiazules pudieron disfrutar de una importante victoria que les deja a dos puntos de los blancos y con Willy aún como Zamora de la Liga BBVA.
 
Si hay algo que ha demostrado el equipo de Pellegrini es que ni los temas extradeportivos ni las sanciones de la UEFA interfieren en su juego, y la victoria de hoy no ha hecho más que ratificarlo. Sin duda alguna, este es el comienzo de Navidad más deseado por los malaguistas.
 
Así lo vivimos en VAVEL.com
 
Foto: eldesmarque