El Rayo 'aprueba' en su gira por los Países Bajos

El Rayo 'aprueba' en su gira por los Países Bajos

El Rayo Vallecano se despide de su gira por Holanda y Bélgica con dos victorias y dos derrotas. Aunque el comienzo de la gira fue más que nublado para los de Jémez, el Rayo consiguió que se despejaran las dudas ganando los dos últimos partidos, consiguiendo un 'aprobado' en su estancia por tierras extranjeras.

El Rayo Vallecano pone fin hoy a su periplo por los Países Bajos, consiguiendo dos victorias y tres goles en cuatro partidos. Aunque es pronto para sacar conclusiones, lo importante de la gira es la ausencia de lesiones, la carga de minutos a la espalda de gran parte de los jugadores, y las dos últimas victorias que dan confianza al equipo después del borroso comienzo de la gira para la franja.

Mal comienzo de gira:

El Rayo Vallecano comenzó su pretemporada perdiendo frente al Zulte Waregem belga por 2-0, en un partido que se pareció mucho a los de inicio de temporada del año pasado, en los que el Rayo tenía muchas oportunidades, pero no puntería ni suerte de cara a puerta. No obstante, pocas conclusiones se pueden sacar de aquél primer partido de la gira, en el que el once titular no estaba totalmente configurado para ser un equipo potente, ya que faltaban jugadores afectados por el famoso virus estomacal (Javi Fuego, Nicki Bille, José Carlos, Jorge Sáez y Rafa García). No dejaba de ser una toma de contacto con los terrenos de juego, con Jémez y su sistema, y con los nuevos compañeros que debutaron, como Rubén en la portería, Jordi Amat en la zaga, y el canterano David Cuerva.

 

Segundo partido, segunda derrota:

Un día después, el 22 de julio, el Rayo Vallecano sufrió su segunda derrota consecutiva en su gira por Holanda y Bélgica. Esta vez contra el KAA Gent, por idéntico resultado (2-0). Los de Jémez sufrieron más que en el primer partido, pese a tener el balón y volver a hacer méritos para llevarse algún gol como premio, pero acusaron la falta de entrenamientos y de preparación, a diferencia del equipo belga que venía de disputar la fase previa de la Europa League.

Jordi Amat y Adrían González, dos de los nuevos fichajes para esta temporada, destacaron en el partido con buenas actuaciones, junto con Lass, que también apareció con alguna ocasión fallida.

Jémez poco pudo hacer ya con un 2-0 al descanso, más que rotar al equipo para no acumular tensión ni exprimir más de lo debido las piernas de sus jugadores, con el fin de evitar tontas lesiones.

Por otro lado, Jordi Figueras, jugador del Brujas, y ex del Rayo, pasó a visitar a sus excompañeros. A pesar de la derrota, señaló que “el partido ha sido un buen entrenamiento, hacía mucho calor y el Rayo está empezando la pretemporada. El Gante, como nosotros, está más rodado porque lleva 5 semanas de preparación y eso se nota. Para coger ritmo creo que ha sido un buen test”, indicó Jordi, apoyando al Rayo después de su segundo partido en tierras extranjeras.

Así pues, el Rayo consumió la mitad de los partidos con dos derrotas consecutivas que reflejaban tanto la falta de ritmo de los jugadores, como, por consecuencia, la distancia del equipo franjirrojo de un nivel competitivo que pudiera dar buenos resultados.

 

A la tercera va la vencida: La primera victoria

Cinco días después, la película cambió de final, y de protagonistas. El 27 de julio, el Rayo se enfrentó al FC Utrecht, para cosechar su primera victoria por 0-1. Paco Jémez pudo contar además con los afectados por el virus, que viajaron para unirse al grupo. Nicki Bille, Javi Fuego, José Carlos, Rafa García y Jorge Sáez contaron con minutos a lo largo de este tercer partido; y aunque estas cinco incorporaciones no iban a aportar más ritmo (pues no habían jugado los anteriores dos partidos), sí que dieron aire al equipo, ayudado por los entrenamientos de sesión triple durante toda la semana. Así, un gol de Lass en la primera parte de partido hizo que el Rayo se anotara la primera victoria de la gira, y la segunda de Jémez en su cuenta particular, después de la victoria frente al RSD Alcalá por 0-3.

 

Final de gira con buen sabor de boca

El cuarto partido de la gira, disputado hoy frente al NEC Nimega, terminó con victoria rayista por 1-2, tras remontar en la segunda parte con goles de Piti, y de Van Eijden en propia puerta. Pese a no ser un buen partido en todas sus facetas, el resultado deja al Rayo con buenas sensaciones, consiguiendo así las dos últimas victorias que alivian las dos primeras derrotas.

No obstante, pese a los resultados, casi todos los jugadores han logrado coger minutos en sus piernas, y el equipo coge ritmo de cara a los siguientes partidos, y al inicio de temporada, que no deja de ser lo realmente importante.

El Rayo viajará mañana día 29 a Madrid, y el próximo partido de preparación para Jémez y los suyos será el próximo 4 de agosto frente al CD Mirandés.