Eibar 2-2 Palencia: un punto que no satisface a ninguno de los dos

Eibar y Palencia firmaron tablas en un partido igualado y con ocasiones para ambos conjuntos. Los locales se adelantaron por dos veces pero jugaron desde más de media hora con un hombre menos tras la expulsión de Del Olmo. Tras la disputa de esta jornada, los armeros se mantienen terceros si bien la diferencia con los de atrás se ha reducido. Por su parte, los visitantes suman un punto que les sirve para mantener la distancia con la Real Sociedad B, equipo que debería disputar la promoción por evitar el descenso en el caso de que la liga finalizase ahora mismo

Eibar 2-2 Palencia: un punto que no satisface a ninguno de los dos
S.D. Eibar
2
2
C.F. Palencia
S.D. Eibar: Irureta; Bóveda, Añibarro (Tornero, m.84), Espín, Ortega; Ros, Lombraña (Abaroa, m.61); Mainz (Valín, m.74), Altuna, Del Olmo y Arruabarrena.
C.F. Palencia: Mario, Chupri, Castán, Rubén, Serrano; Pelayo, Yuste (Carril, m.57), Canario (Héctor, m.84), Jandro (Reyes, m.66), Durántez y Molino.
MARCADOR: 1-0, m.16, Arruabarrena. 1-1, m.17 Molino. 2-1, m.28, Altuna. 2-2, m.83, Carril.
ÁRBITRO: Cristian Adrián Lixandru (Colegio Aragonés). Expulsó por roja directa a Del Olmo y por doble amarilla a Serrano. Además, amonestó a Lombraña, Pelayo, Yuste y Canario.
INCIDENCIAS: Partido correspondiente a la trigesimoquinta jornada del Grupo II de Segunda B disputado en el campo de Ipurúa ante 912 espectadores.

Eibar y Palencia empataron 2-2 y siguen sin finiquitar sus respectivos objetivos. Los visitantes salieron a por todas y demostraron en casa de uno de los equipos que aspiran a jugar el play off de ascenso que, a pesar de estar en la parte baja de la clasificación, tienen mucho carácter y jugadores de gran calidad en sus filas. Suyas fueron las ocasiones en los primeros minutos del encuentro y a punto estuvieron de adelantarse en el marcador.  Por su parte, los locales saltaron al terreno de juego un tanto desorientados aunque pronto demostraron la pegada que atesoran. Altuna mandó un aviso con un disparo que se marchó fuera por muy poco. En su segunda llegada al área rival, los armeros provocaron un córner. Las jugadas a balón parado son uno de los puntos fuertes de los de Manix Mandiola y así lo dejaron patente. Mainz puso el esférico en la cabeza de Espín, éste peino la pelota y Arruabarrena solo en el segundo palo remató con la testa. Se las prometían muy felices los pocos aficionados que se acercaron a las gradas, no obstante, un minuto más tarde, Molino aprovechó un preciso envío y, desde la media luna, batió por alto a Irureta. El tanto dio alas a los de Ramón Calderé que prosiguieron frecuentando las inmediaciones de la portería de los eibarreses. Sin embargo, en una jugada sin aparente peligro, Altuna aprovechó un error de la zaga morada y sumó su decimosegundo gol de la temporada.

El choque estaba resultando frenético pero, pasada la media hora, el juego empezó a trabarse. La segunda mitad arrancó en la misma línea que acabó la primera. En el minuto 55 se produjo la expulsión de Del Olmo y este hecho marcó el devenir del partido. Espoleados por la superioridad númerica, los palentinos se vinieron arriba y tomaron las riendas de la contienda. El Eibar trataba de defenderse y mantener el resultado pero el gol se veía venir y terminó llegando. A falta de cinco minutos para el final, justo después de que el Palencia hubiera igualado el marcador, el colegiado enseño la segunda tarjeta amarilla a Serrano. Las fuerzas se igualaron y los guipuzcoanos se volcaron en busca de la victoria. Dispusieron de varias oportunidades para conseguirla pero no estuvieron acertados.