Segunda B Noticias

Mucho que mejorar

Mucho que mejorar

El Rayo Vallecano ahoga a un Cádiz físicamente muerto

Después de un aburrido Osasuna-Nacional de Madeira, llegaba el turno para la segunda semifinal del Trofeo Carranza que enfrentaba al Cádiz CF y al Rayo Vallecano en el que es el partido oficial de presentación del equipo amarillo. 

Deseosos de ver en marcha este nuevo proyecto, 3500 personas semivaciaron el Nuevo Ramón de Carranza. El Cádiz CF salió fuerte, con una incesante presion arriba, liderada por Belencoso. Fue en estos primeros minutos donde se vió al verdadero Cádiz. Mientras las fuerzas aguantaron pudimos ver a un Cádiz fresco, con calidad del medio campo hacia delante, con Indiano llevando la manija del juego amarillo y donde se pudieron ver destellos de lo que podremos ver durante la temporada. Cambio radical en el estilo de juego respecto de la temporada pasada. Pasamos de un juego directo a un juego más combinativo, con muchos menos balones por alto y con la pelota mucho más tiempo raseando el césped.

De esta forma, en el minuto 15 de la primera parte, el colegiado Figueroa Vázquez pita un penalti de Labaka a Belencoso y el atacante cadista Pablo Sanchez lo lanza de forma magistral, donde el guardameta Rubén no pudo hacer nada.

El Cádiz dominaba en el juego, con un Rayo con muchas imprecisiones en el pase corto. Fruto de estas imprecisiones nace el segundo gol del Cádiz. Un mal pase de la defensa rayista llega a Belencoso, que coje descolocado al portero Rubén, y desde fuera del área marca el segundo gol del equipo amarillo. Tras el gol de Belencoso, en la grada se entonaba un cántico que decia así: "Belencoso, no somos rencorosos". Recordemos que Belencoso jugó la temporada pasada en el Lugo, que eliminó al Cádiz en playoffs, y él hizo un gol en esa eliminatoria.

Con el 2-0 el Cádiz mantuvo la presion desde el ataque, aun sabiendo que no estaban  fisicamente preparados para aguantar tanto tiempo con una presión asfixiante. El desgaste de la presión hizo mella a partir del minuto 30, cuando los jugadores ya estaban físicamente muy mermados. Ya con un Cádiz falto de fuerzas y sin la frescura en el juego de los primeros minutos llego el vendaval rayista. El Rayo Vallecano consiguió empatar el partido antes del descanso con goles de Fall en propia meta y de Juli.

Comenzó la segunda mitad donde la superioridad de un equipo de Primera División se hizo notar mucho más que en la primera mitad. Así llegaron tres goles consecutivos del Rayo. Primero fue Lass, batiendo entre las piernas a Aulestia. Adrián en el minuto 50, y Delibasic en el minuto 57 sentenciaron al equipo cadista, poniendo un abultado 2-5 en el marcador. Ya con el partido decidido, en el minuto 83, Adrián Gallardo marcaba tras un certero cabezazo y en el tiempo añadido Sueliton ponía el definitivo 3-6.

Partido para sacar conclusiones mas allá del resultado final. La idea de juego está bastante clara. De medio campo hacia delante el Cádiz CF tiene dinamita. Gran trabajo de Viyuela, tiene velocidad, regate, desborde y buen centro. Para Segunda B es más que valido. Juan Villar un poco mas flojo que éste último, gano linea de fondo en algunas ocasiones. Pablo Sánchez y Belencoso van a dar muchas alegrías esta temporada.

Mención especial merece el canterano Tomás que jugó en el lateral, y a pesar de su juventud y su falta de experiencia fue el mejor en una línea defensiva que hace aguas. Mal, muy muy mal, lo va a pasar el Cádiz este año si no mejora en la zaga. Moke no sirve como central. Su posición es el mediocentro defensivo y anduvo perdido en la defensa durante gran parte del partido. El otro central, Garrido, también estuvo muy desacertado. Falta un hombre con experiencia, líder en defensa y que maneje la situación atrás. Confiemos en que Garretas sea un central de garantías como así parece ser.

En definitiva, después de dos semanas de entrenamiento falta mucho por trabajar. Mejorar la defensa debe ser prioridad y saber gestionar a los delanteros va a ser esencial. Hay que tener paciencia, equipo nuevo, entrenador nuevo, y poco tiempo de entrenamiento. Pronto empieza lo importante, una nueva temporada en Segunda División B.