El Bayern afianza su liderato a base de récords

Sus ocho victorias en el arranque de la Bundesliga marcan un nuevo récord. Fácil victoria de los de Heynckes ante el Fortuna Dusseldorf, con goles de Mandzukic, Luiz Gustavo, Rafinha y dos de Müller.

El Bayern afianza su liderato a base de récords
Fortuna Dusseldorf
0
5
Bayern
Fortuna Dusseldorf: Giefer; Levels, Juanan, Langeneke, Van den Bergh; Bodzek, Lambertz, Kruse, Ilsö, Belinghausen; Schahin.
Bayern: Neuer; Lahm, Boateng, Dante, Badstuber; Schweinsteiger, Luiz Gustavo, Ribéry, Müller; Kroos; Mandzukic.
MARCADOR: 0-1; Mandzukic, min 28 // 0-2; Luiz Gustavo, min 38 // 0-3; Muller, min 55 // 0-4; Muller, min 85 // 0-5; Rafinha, min 87
ÁRBITRO: F. Zwayer
INCIDENCIAS: Partido correspondiente a la octava jornada de Bundesliga, disputado en el estadio ESPRIT Arena, con una entrada de 54000 espectadores, aforo completo.

El Bayern ha logrado su octava victoria consecutiva en el inicio de la Bundesliga. Algo que marca un nuevo récord y que habla del estupendo estado de forma por el que atraviesa el equipo de Heynckes. La superioridad de los de Múnich fue evidente desde el minuto 1, ante un Fortuna Dusseldorf que nada pudo hacer ante el rodillo visitante, a pesar del gran apoyo de su afición. El partido comenzó con un claro dominio del Bayern, lo que sería la tónica de todo el encuentro. La asociación entre Schweinsteiger y Toni Kroos era letal para un Fortuna que no tenía claro a quién presionar. 

La posesión era para los de Múnich, aunque no lograban disfrutar de claras ocasiones de gol. Tan solo alguna tímida intentona de Kroos ponía en aprietos a los locales. El gol no tardaría en llegar visto el juego visitante, y es que parecía que era cuestión de tiempo que el balón se alojara en las redes del Fortuna. Corría el minuto 28 cuando Ribéry, en un estado de forma envidiable, pusiera un exquisito balón al segundo palo para que el delantero centro Mandzukic empujase a las redes el primer tanto de la tarde. De nuevo Mandzukic sería el protagonista en el segundo tanto, al filo del descanso. El delantero cabecea en el área un balón que acierta a despejar Giefer, si bien el rechace lo aprovecharía Luiz Gustavo para poner el segundo en el marcador, y así ampliar distancias.

La segunda parte seguiría el mismo guion, con un Bayern dominando el partido y la posesión, sin pasar ningún tipo de apuros y mostrándose siempre muy superior a su rival. Esta vez, y a diferencia de la primera mitad, el gol no tardaría en llegar. Müller recoge un balón desde fuera del área y convierte el 3-0 en un disparo certero. De ahí al final el partido no tuvo mucha historia. El Fortuna trataba de meterse en el partido, si bien siendo consciente de la dificultad de remontar un marcador ante el que es, a día de hoy, el rey de Alemania. El Bayern se muestra muy superior a todos su rivales en la competición doméstica, y quiso dejar bien claro que este año no se le escapará la Bundesliga. De nuevo Müller, en el 85, y Rafinha, en el 87, cerraron un partido dominado por los visitantes de principio a fin. 

El Bayern aventaja ya en cinco puntos al Eintracht, y en 7 y 12 puntos a Schalke y Borussia Dortmund, respectivamente. Panorama optimista para los de Múnich, que lideran con solvencia una competición que parece quedarle pequeña.