Puntuaciones de Inglaterra en la Eurocopa 2012

El nivel demostrado por la selección de Los Tres Leones ha dejado que desear durante toda la Eurocopa. No obstante, haber alcanzado los cuartos de final de la Eurocopa, pasando como primera de grupo y cayendo por penaltis, glorifica su actuación en el torneo internacional. Desde VAVEL hacemos balance del combinado inglés jugador por jugador.

Puntuaciones de Inglaterra en la Eurocopa 2012
Puntuaciones de Inglaterra en la Eurocopa 2012

Eliminados en la tanda de penaltis por Italia tras los fallos de Ashley Cole y Ashley Young, Inglaterra se marcha de vuelta a casa con la sensación de que han hecho más de lo que creían poder hacer. Entre las bajas por lesiones, la sanción de Rooney y el descrédito de la prensa en el nuevo seleccionador y en la vulnerabilidad del equipo por la adoptación de un nuevo esquema con tan poco tiempo para cuajar la idea, no parece tan fracaso haber caído en los cuartos de final cuando ni siquieran apostaban por superar la fase de grupos, y menos como primera de grupo por delante de Francia.

JOE HART

4. Es de las grandes alegrías que debe tener Inglaterra con respecto a la presente Eurocopa. El guardameta del Manchester City había demostrado su alto potencial durante la Premier League pero lo ha terminado de corroborar participando en el torneo internacional de selecciones. Seguro, con grandes reflejos, ágil y atento, Hart rompe la maldición de los porteros en la portería de Inglaterra y deja atrás las leyendas de los ‘Calamities’ James o Robert Green. Ha encajado tres goles en cuatro partidos en la presente edición de la Eurocopa. Ha recibido 31 tiros a puerta y ha mostrado un amplio repertorio de recursos para atajar las ocasiones. La única pega que recibe es su actuación en la tanda de penaltis contra Italia. Había preparado y estudiado cada lanzamiento junto a Ray Clemence pero no adivinó el lugar de ningún disparo de los cinco jugadores que participaron desde los once metros.

ROBERT GREEN Y JACK BUTLAND

S.C. Ambos guardametas fueron convocados conscientes de que su papel en la selección era ser el suplente y ayudante de Joe Hart. El reciente fichaje del QPR ha perdido la titularidad en detrimento del guardameta del Manchester City en consecuencia de sus bajas actuaciones con la selección cuando aún era el fijo bajo los tres palos. En el caso de Butland, la llamada con el seleccionado supone un premio y un reconocimiento al trabajo realizado durante la temporada, después de que no haya debutado siquiera aún en Premier League. Fue convocado tras la fractura de un dedo de John Ruddy, portero del Norwich City.

JOHN TERRY

4. Llegó discutido por toda la polémica que ha transcendido sobre el supuesto acto racista con Anton Ferdinand y lo que derivó en la exclusión de Rio Ferdinand de la Eurocopa, a pesar de las lesiones de piezas importantes como Cahill. Llegó a la concentración una semana más tarde después de salir campeón de la Champions League con el Chelsea. Cerró el curso a un altísimo nivel, el mismo que ha demostrado durante toda la Eurocopa. Estuvo más espeso en el partido inaugural, sin embargo, a medida que ha ido avanzando la competición ha mostrado sus dotes de liderazgo, su gran sentido de posicionamiento sobre el campo y su rapidez para ir al corte. Cuando mantiene la cabeza sobre los hombres y se centra en defender, es uno de los mejores centrales del panorama.

JOLEON LESCOTT

3. Al contrario que John Terry, destacó en el primer partido contra Francia por su solidez defensiva y por el gol que sirvió para que la selección sumara el primer punto de la competición. Fue llamado a la convocatoria consciente de cumplir el papel de eterno suplente de la pareja de centrales pero se convirtió en la pieza que necesitaba Hodgson para cubrir la baja de Gary Cahill. Ha demostrado entenderse a la perfección con John Terry. Siempre ubicados en su puesto, no han perdido la posición y se cubrían las espaldas. Durante la Eurocopa ha sido un quebradero de cabeza cada vez que se incorporaba al ataque para ser partícipe del juego aéreo.

GLEN JOHNSON

3. Fue de los más irregulares durante la competición. La mayor crítica que se la ha podido achacar ha sido el escaso protagonismo que ha tomado en ataque. No se sabe si por órdenes del banquillo o por decisión propia de no perder la posición, Johnson no se ha sumado al ataque todas las veces que su físico le puede permitir. La prensa se cebó con él después de la victoria contra Suecia. Incluso llegaron a plantear que Phil Jones pudiera entrar como titular frente a Ucrania.

ASHLEY COLE

3. Ha hecho historia con Inglaterra en la Eurocopa al convertirse en el jugador con más participaciones con la selección en un torneo internacional. Hubiera llegado a los 100 partidos si Inglaterra hubiera alcanzado la final pero no ha podido ser y ha cerrado el cupo con 98 internacionalidades. Al igual que Glen Johnson, la crítica que se le achaca es el conservadurismo que le ha hecho impedirse atacar con más frecuencia y llegar hasta línea de fondo. Por el contrario, ha guardado la posición como es debido, pocas veces ha sido superado por su rival en carrera y ha ido de menos a más durante la competición.

PHIL JAGIELKA, LEIGHTON BAINES, PHIL JONES Y MARTIN KELLY

S.C. Hodgson ha confiado los 90 minutos de cada partido a la defensa titular y no ha dado ni oportunidad ni un minuto siquiera a los cuatro defensas suplentes que llamó a filas.

SCOTT PARKER

2. La temporada con el Tottenham Hotspur era su aval, e incluso había jugado como capitán con Fabio Capello en la dirección. Adquirió una relevante importancia en el esquema de Inglaterra. Era el buque de mano, el encargado de dar una salida al balón, ofreciéndose al defensa y distribuyendo el esférico limpiamente hacia los extremos. Sin embargo, su participación en la Eurocopa ha dejado bastante que desear. No ha demostrado sus dotes de manos, ha estado pasivo en la elaboración del juego y las dolencias físicas han jugado en su contra. Ha sido sustituido en dos partidos por consecuencia de su cansancio acumulado, una inactividad que ha sentido notablemente la selección.

STEVEN GERRARD

3. La plaga de lesiones en el centro del campo han obligado al capitán inglés a reinventarse una posición. En vez de jugar con mayor libertad, ha estado sujeto a las exigencias del guión y su juego ha estado basado más en la contención que en la creación, en la defensa más que en la llegada. Con ello, Inglaterra ha perdido protagonismo ofensivo desde segunda línea, ergo había mayor dificultad para contar con ocasiones de gol más claras. Aún así, no le ha privado de ser uno de los mejores jugadores de la selección. Ha asistido para gol en tres ocasiones, demostrando su importancia en el grupo.

JAMES MILNER

2. Al igual que Gerrard, sus labores han estado más centradas en la contención, en privar al lateral rival de las subidas y en controlar la posición del extremo. Ha prescindido de su calidad para sumarse al ataque y la posibilidad de aportar peligro con centros al área. Su titularidad era un efecto anestesia: era la primera opción de Hodgson para dar entrada a cambios que cambiaran el ritmo del partido en la segunda parte.

ASHLEY YOUNG

0. Gris, desaparecido, apático. Probablemente el extremo del Manchester United pensase que en Ucrania faltaba la playa para completar sus vacaciones en familia. Se consideraba que iba a ser uno de las pilares de Inglaterra durante la ausencia de Rooney por sanción, pero su rendimiento ha dejado mucho que desear. Para más inri, cierra su ínfima Eurocopa fallando uno de los penaltis en la tanda contra Italia. Un torneo para olvidar pronto y resarcirse en futuros compromisos.

ALEX OXLADE-CHAMBERLAIN Y THEO WALCOTT

3. Considerados los revulsivos del equipo por sus características, ambos jugadores han dado menos de lo que podían haber ofrecido. Han sido la segunda opción de Hodgson para buscar el partido en la segunda mitad. Sorprendió que Chamberlain fuera titular en el partido contra Francia. Dejó destellos en su debut oficial con la selección pero su juventud dio como fruto la inconsistencia y se dejó llevar. Algo parecido le ocurrió a Walcott, que fue el héroe de la victoria contra Suecia con un gol y una asistencia pero no volvió a presentarse más como un verdadero peligro.

JORDAN HENDERSON Y STEWART DOWNING

S.CEl mediocentro del Liverpool ha sido considerado el sustituto de circunstancias por la fatiga de Parker. Sin embargo, su presencia ha sido testimonial. No ha contado con muchos minutos por delante y no ha sido partícipe del juego en ningún momento. En el caso del extremo del Liverpool, no ha debutado con Inglaterra en la presente Eurocopa.

JERMAIN DEFOE

S.C. No ha llegado en las mejores condiciones al torneo, después de que días antes del partido contra Francia su padre falleció. Se marchó a Inglaterra y llegó un día antes del partido. Al día siguiente, disputó 13 minutos, los únicos de todo el torneo.

ANDY CARROLL Y DANNY WELBECK

2. El eterno debate. Hodgson contaba con dos delanteros muy diferentes para cada estilo de juego. Optó por recurrir a Welbeck como delantero titular contra Francia mientras que contra Suecia optó por ambos. Cada uno marcó un tanto. Con la llegada de Rooney, Hodgson apostó por Welbeck como acompañante. Ambos han dejado mucho que desear.

WAYNE ROONEY

3. Su regreso era el más esperado de todos. Y no defraudó. Tras cumplir la sanción, Inglaterra depositó en él las esperanzas para pasar la fase de grupos. Con un gol de cabeza tras un error de Pyatov, el delantero del Manchester United anotaba el tanto de la victoria y que daba el pase a la siguiente ronda como primera de grupo. Sin embargo, contra Italia, Rooney estuvo desaparecido en combate, algo nervioso y descentrado y no dispuso de ninguna ocasión de cara al marco de Buffon.

Entrenador

ROY HODGSON

3. De villano a héroe y de vuelta a villano tras caer eliminado contra Italia en los cuartos de final de la Eurocopa. Contaba con el descrédito de la prensa. La presencia en Inglaterra en la Eurocopa parecía ser testimonial. Semanas después, pasa a cuartos de final como primera de grupo y con la bendición por parte de los medios de comunicación. Si algo se le puede achacar a Roy Hodgson es la racanería de su estilo.  Un planteamiento mezquino, pero que obtiene el resultado esperado. Como máxima expresión encuentra el éxito del Chelsea en Europa. ¿Su futuro? Una incógnita. Unos apuestan por su continuidad para no caer, de nuevo, en la desestabilización mientras que otros prefieren que abandone la nave y deje paso a savia nueva.

0: muy mal / 1: mal / 2: regular / 3: bien / 4: muy bien / 5: excelente)