El Sunderland cae eliminado de la Peace Cup frente al Seongnam surcoreano (1-0)

El Sunderland cae eliminado de la Peace Cup frente al Seongnam surcoreano (1-0)

Un solitario gol del brasileño Everton Santos dio al conjunto surcoreano Seongnam Ilhwa Chunma el pase a la final que se disputará el próximo domingo.

Los pupilos de Martin O'Neill no pudieron lograr la victoria en su primer partido del Torneo Peace Cup celebrado en Corea del Sur. Los locales se adelantaron en el marcador gracias a un gran tanto anotado por el delantero brasileño Everton Santos, tras una espléndida pared al borde del área grande, con su compañero colombiano Javier Reina.

El técnico británico no dudó en sacar conclusiones al término del encuentro. "Fue un buen entrenamiento, los rivales estaban en mejor forma, más rápidos y más frescos. Hay algunas cosas buenas del partido y otras no tan buenas". Esta diferencia física a la que se refería O'Neill es debida a que los surcoreanos están inmersos en plena temporada de la K-League -son décimos con 26 puntos en 22 partidos disputados-, mientras que los ingleses acaban de comenzar la pretemporada.

Durante el transcurso del partido, los "Black Cats" llegaron a estrellar tres balones en los postes. Ante tal situación, O'Neill se refirió en tono de humor: "Hemos tenido algún tipo de hechizo golpeando en la madera hasta en tres ocasiones".

Por su parte, el defensa español Carlos Cuéllar debutó, mediada la segunda mitad, como nuevo jugador del Sunderland. Cuéllar se mostraba muy feliz por su debut, pero hacía hincapié en que hay que seguir trabajando. "Me siento bien en mi primer partido con el Sunderland. Estoy muy feliz, pero lo principal es seguir trabajando para conseguir una buena condición física". Preguntado sobre su adaptación al equipo, el madrileño dijo estar encantado: "Hay mucha gente en el equipo y estoy conociéndolos a todos. Este viaje me ha ayudado mucho".

Pese a la derrota, el domingo jugarán el tercer y cuarto puesto frente al perdedor de la otra semifinal, que diputarán Hamburgo y Groningen. El español espera seguir contando con minutos para coger la forma necesaria y poder afrontar una nueva temporada en la Premier League: "Espero poder empezar el partido del domingo. Sigo haciendo lo mismo de siempre: trabajar duro para tratar de jugar. Si el manager me dice que juego, seré feliz, pero si no, voy a seguir trabajando duro para conseguir la oportunidad".