Allegri, al borde de la destitución tras caer en Friuli ante el Udinese

Allegri, al borde de la destitución tras caer en Friuli ante el Udinese

El de Udine era un encuentro de necesidades. El AC Milan sumaba dos derrotas en tres partidos de Liga (ambas en su propio estadio y ante rivales de inferior calidad). El Udinese de Guidolin, en cambio, no había ganado en ninguno de los partidos oficiales de esta temporada, sumando Serie A y Europa League. Con la derrota milanista, Massimiliano Allegri podría ser destituido como entrenador del club milanista.

Udinese
2 1
AC Milan

Un duelo entre dos equipos que quedaron la temporada pasada 3º y 2º debería ser muy trepidante y con mucha vistosidad. Sin embargo, Udinese y AC Milan comenzaron con miedo, sobre todo los locales. Los primeros minutos del encuentro fueron de dominio rossonero. Pazzini y Mexés fueron los primeros en probar a Brkic. El defensa, lo hizo con una chilena en el área tras un saque de esquina. El lanzamiento fue muy flojo y fácil de parar para el guardameta. 

A partir de ahí, el club milanista fue perdiendo fuelle y los locales se fueron haciendo poco a poco con el balón, llegando con algo de peligro por primera vez a los doce minutos, con un disparo de volea de Pinzi que se fue fuera. El juego ofensivo del AC Milan se estaba diluyendo poco a poco y había dejado de ser efectivo. Una jugada fácil para los defensas acabó con Mexés liándose y perdiendo el balón ante el sueco Ranegie, que se iba a puerta y fue parado por Zapata, que le cortó el balón con velocidad, impidiendo la ocasión de gol. 

Intención sí, pero poca intensidad

Desde ahí hasta el final de la primera mitad, las ocasiones se sucedieron en cada portería, pero en situaciones esporádicas. Una jugada de Pazzini terminó con disparo de un Montolivo que no apareció mucho durante el encuentro. El lanzamiento se fue desviado por el lado izquierdo de la portería. En una mala salida del portero del Udinese, el Milan estuvo cerca de meter gol, pero el balón llegó tarde a El Shaarawy que disparó pegado al palo con el guardameta ya colocado en su portería. 

Una jugada de ataque de los de Guidolin con el balón por alto acabó con un mal entendimiento entre Abbiati y Mexés, que van los dos a por el blaón y el alto delantero sueco de los locales, Mattias Ranegie se adelanta y la toca de cabeza, metiendo el gol con la portería vacía. El Udinese se adelantaba en el marcador. 

El Milan sale con corazón

Tras la reanudación, el AC Milan veía como necesitaba reaccionar, ya que iban por detrás en el marcador. El Shaarawy lo intentó tras un centro largo de Montolivo, pero al irse en velocidad del defensa, su disparo salió fuera. Poco después, con la entrada de Kevin Prince Boateng en el campo, el ghanés participó en una jugada que terminó con disparo lejano del joven internacional sub21 italiano, que consigue empatar el encuentro con muy poco ante un Udinese que no mataba el marcador. 

Tras unos minutos de incertidumbre y poco juego, una acción dentro del área termina con derribo del colombiano Zapata a Ranegie en el área. El árbitro señala penalty y expulsa al central al enseñarle la 2ª tarjeta amarilla. Di Natale se encargó de lanzar desde los 11 metros y de adelantar al club de Guidolin por segunda vez. Tras el gol, Allegri se ve obligado a meter a Acerbi en el campo, sustituyendo a Emanuelson para reforzar la defensa. 

Poco más pudo hacer el AC Milan en el partido, que se vio impotente con el resultado en contra y encima teniendo un jugador menos. Boateng lo intentó pero, al igual que el resto del equipo, estaba muy apagado y sin ideas. Pazzini estaba solo delante y solo consiguió conectar con dificultades un remate acrobático que no llegó a portería, aunque la jugada fue anulada. 

La desesperación se apoderó de los rossoneros. Allegri estaba triste en el banquillo, pensando que iban a ser sus últimos minutos como entrenador del club milanista. La desesperación del club fue tal, que Boateng recibió en un periodo de 8 minutos dos tarjetas amarillas fruto del mal partido del equipo y del resultado. Se quedaban con nueve los visitantes y eso hacía que las posibilidades de sacar algo del encuentro fueran casi nulas. 

Termina el partido con la primera victoria oficial de la temporada para los de Guidolin, que respiran tranquilamente en la clasificación y a la espera de los próximos partidos. En la otra orilla, al contrario, Berlusconi y Galliani podrían decidir en las próximas horas la destitución del entrenador que hace unos años llegó del Cagliari y con el que ganaron la Liga hace dos temporadas. Muy antentos hay que estar a los medios para ver si Mauro Tassotti se encarga de dirigir al equipo de manera interina o el club busca una opción más a largo plazo directamente. 

 

 

 

 

 

Ficha técnica:
Udinese: Brkic, Coda, Pasquale, Danilo, Benatia, Pinzi, Faraoni (Badu, min. 61), Pereyra, Allan, Di Natale (Fabbrini, min. 87), Ranegie.
AC Milan: Abbiati, Mexés, Zapata, Mesbah, Abate, Emanuelson (Acerbi, min. 68), Ambrosini (Boateng, min. 52), Montolivo, Nocerino (Bojan, min. 79), Pazzini, El Shaarawy.
MARCADOR: 1-0, Ranegie, min 40, 1-1, El Shaarawy, min. 53, 2-1, Di Natale (pen), min. 67,
ÁRBITRO: Domenico Celi (Ita). Amonestó a Ambrosini (min. 38), Zapata (min. 64, 67), Boateng (min. 74, 82), Pazzini (min. 77), Coda (min. 80)
INCIDENCIAS: Partido de la 4ª jornada de la Serie A que se disputa en el estadio Friuli (Udine).