El cielo es el límite de Calvin Johnson

El receptor atrapó para 225 yardas llegando a 1,892 en 15 juegos, faltando uno y pudiendo completar el ciclo con las ansiadas 2,000. Para lograr las 225 yardas, Johnson no necesitó más que 11 recepciones.

El cielo es el límite de Calvin Johnson
La historia es el objetivo para 'Megatron' (NFL.com)

Llegó al juego con 1,668 yardas, a 181 de la marca fijada por Jerry Rice en 1995 que fue de 1,848, necesitando 182 para lograr sobrepasar al que muchos consideran mejor receptor de todos los tiempos. Y lo consiguió superar.

Calvin Johnson logró el apoyo de su equipo dentro de un partido en el cual los Lions no se jugaban más que lograr romper tal récord individual, consiguieron la marca cayendo derrotados ante su público.
 
El receptor atrapó para 225 yardas llegando a 1,892 en 15 juegos, faltando uno y pudiendo completar el ciclo con las ansiadas 2,000. Para lograr las 225 yardas, Johnson no necesitó más que 11 recepciones.
 
Tras lograr romper el récord, Calvin llevó el balón a su padre y regresó al campo para intentar liderar una remontada que no llegó.
 
Pero no todo se quedó en el récord de Jerry Rice, ya que Calvin Johnson logró romper la marca de más juegos consecutivos con 100 yardas por recepcción (8), el récord de juegos con 10 recepciones o más (4) e igualó la cantidad de partidos con 100 yardas o más en una temporada (11) ante Michael Irvin. Johnson puede romper esa última en la semana 17 ante los Bears.
 
El receptor está falto de únicamente 108 yardas para llegar a las 2,000 en unaa temporada, algo que no tiene precedentes en la liga. Con 161, Johnson igualaría a Barry Sanders como el 'Lion' con más yardas en una temporada: 2,053.