Del Potro calienta para Londres

Juan Martín del Potro, recién clasificado para la Copa de Maestros, remonta ante Kevin Anderson (3-6, 7-6(3) y 6-2). Richard Gasquet le espera en semifinales, peleando por estar también en Londres.

En el St. Jakobshalle de Basilea aparecía, este viernes, un hombre cuyos hombros llevan el peso de la responsabilidad. Al otro lado de la red, Kevin Anderson lo contemplaba con cautela. Él es Juan Martín del Potro, y ya es un más que merecido 'Maestro'. Después de que Rafael Nadal anunciara su ausencia en Londres, Del Potro quedó matemáticamente clasificado para la Copa de Maestros por tercera vez en su carrera. En la retina de Juan Martín está grabada la final perdida en 2009 ante Davydenko. En su mente, arde el sueño de volver a dar otro golpe de autoridad en el circuito después del US OPEN que ganó en 2009, rompiendo la hegemonía de Nadal y Federer.

Con la de hoy Del Potro suma ya sesenta victorias, su mejor registro en una temporada como profesional.

En la lucha por llevar sus anhelos a la realidad, el de Tandil ha comenzado su gira particular por la pista dura cubierta mejor imposible -no participó en la gira asiática por sus problemas en la muñeca izquierda, ya resueltos-, consiguiendo ganar en los siete partidos que ha disputado y triunfando el pasado domingo el torneo de Viena. El de este viernes, contra Anderson, fue complejo pero al final consiguió remontarlo con éxito, imponiéndose por 3-6, 7-6(3) y 6-2 en dos horas y veintidós minutos. Con esta suma la victoria número sesenta de la temporada, su mejor registro.

Del Potro sabía de lo duro de un rival cuya mayor virtud es el servicio, arma letal en la pista dura cubierta. Tanto fue así que el número ocho del mundo no consiguió quebrar a Kevin Anderson hasta el tercer set. Antes, únicamente topó contra la muralla que suponen los cañonazos del sudafricano -con 20 servicios directos por 2 del argentino-, viéndose también envuelto en una espiral de malas sensaciones por un tenis lejos del que el argentino puede llegar a desarrollar. Con un servicio bien colocado -83% de primeros saques en pista-, Juan Martín no pudo apoderarse de la iniciativa de los puntos tanto como hubiera debido. Encajando una rotura en el primer set, en el segundo tuvo que resistir, sin tener opción de hacer lo propio, hasta la muerte súbita. En ella las muñecas tiemblan, y la jerarquía de Del Potro le dio la confianza suficiente como para ganarla y meterse en el partido. Este hecho le llenó de buenas sensaciones que transmitió a su juego, firmando una fenomenal tercera manga que le daría la victoria.

Del Potro chocó contra el servicio de Anderson: no quebró hasta el tercer set y encajó veinte servicios directos.

"Él tuvo la oportunidad de ganar el partido en el segundo set, pero alcancé en el tie-break", comentó del Potro en rueda de prensa. "Al final jugué mucho mejor. Le rompí pronto en el tercer set y eso me dio la confianza para jugar mi juego hasta el último punto. Esa fue la clave del partido", indicó. Sobre su participación en la Copa de Maestros en Londres, Del Potro comentó que para él era "un gran regalo por su esfuerzo durante el año". "Estar en este torneo significa mucho. Es el único en el que solo hay ocho jugadores luchando, los mejores del año. Estoy alegre de poder estar aquí otra vez. Quizá tenga oportunidades de estar en otra final -en referencia a la que jugó en 2009", expresó. Por su parte, el presidente de la ATP, Brad Drewett, se mostró encantado de poder contar con Juan Martín en Londres.

Richard Gasquet sueña con Londres

Su rival en semifinales será Richard Gasquet. El francés, a 395 puntos de Tipsarevic -el jugador frontera para estar en la ciudad del Támesis-, está motivado en su lucha por aparecer dentro de dos semanas por el O2 Arena londinense, y de buen seguro que pondrá a la Torre de Tandil en serios aprietos este sábado. Parece que el Masters de París determinará, en gran parte, quién será 'Maestro' y quién no, pero el finalista de Toronto espera conseguir en Basilea unos puntos extra que pueden ser de vital importancia, aprovechando las caídas de Tipsarevic en la primera ronda de Valencia -presentando el serbio, además, molestias en el hombro derecho- y de Nicolás Almagro en cuartos de final del mismo torneo.

Gasquet se acerca a Tipsarevic. El francés tiene receta para estar en Londres: final en Basilea y jugar bien en París.

En el partido que disputó hoy, consiguió doblegar a un Mikhail Youzhny muy peligroso cuando viene enrachado -victoria por 6-2 y 7-6(5) en una hora y cuarenta y cuatro minutos-. Un buen inicio sirvió al de Béziers para tener controlado desde la distancia al ruso, también ex 'top ten', En el segundo set el tenis de ambos se igualó y se estancó en los servicios de cada uno, llegando a una emocionante muerte súbita en la que Gasquet se impuso por 7-5. "Youzhny es un duro oponente y está jugando muy bien, especialmente en pista cubierta, por lo que estoy muy feliz de haberle ganado", comentó Gasquet. "Es mi primera semifinal en Basilea por lo que intentaré alcanzar la final y hacerlo lo mejor posible mirando hacia la Carrera a Londres. No  estoy muy lejos, necesito hacer la final aquí y jugar bien en París", expresó, ilusionado.