Tres de tres

Tercera victoria de la temporada para Nico Rosberg que parece invencible y comienza a estirar la diferencia en el campeonato. Sebastian Vettel, que tuvo una gran remontada fue segundo y sorprendentemente Daniil Kvyat completó el podio.

Tres de tres
Rosberg festeja la tercera victoria de la temporada. Foto: Fórmula 1

Nico Rosberg fue uno de los pocos pilotos que no tuvieron inconvenientes en la primera vuelta de carrera y dominó sin mayores preámbulos el Gran Premio de China. Daniel Ricciardo fue el único que pudo inquietarlo hasta que se le desbandó el neumático trasero izquierdo que lo marginó de pelear por la carrera.

Rosberg: "Estoy muy feliz, ha sido un gran fin de semana en un lugar especial donde conseguí mi primera pole y mi primera victoria"

Para "Il Cavallino Rampante" fue una largada complicadísima porque Sebastian Vettel tocó a su compañero de equipo en la primera curva. El alemán culpó a Daniil Kvyat de "apurado". Por la radio comunicando a su equipo el teutón habló: "El ataque de Kvyat era suicida, no había forma de que hubiera podido tomar la curva a esa velocidad".

Lo cierto es que Kimi Raikkonen rompió el alerón delantero en su totalidad y Vettel perdió parte del deflector. Lewis Hamilton, que partió desde el último cajón de la grilla no pudo evitar el contacto en la primera curva y también rompió el alerón.

"Estaba obviamente decepcionado porque toqué el auto en la primera vuelta. Por suerte que el coche estaba intacto", dijo Sebastian Vettel

Muchas incidencias para unas primeras cuatro vueltas que, luego de la rotura del neumático de Ricciardo, obligó la salida del Safety Car, que apiló a todos los pilotos. Con Rosberg en la punta, Vettel 15º, Raikkonen 19º y Hamilton 20º, la carrera estaba prácticamente definida.

En la reanudación, Sebastian Vettel, con el caucho superblando, logró remontar varias colocaciones hasta ponerse cuarto y entró a boxes para hacer un recambio de neumáticos. Raikkonen y Hamilton estaban cerca de la zona de puntos pero ambos con el neumático blando. En el liderato Kvyat, que estaba segundo, no podía hacer nada ante el infernal ritmo de Rosberg.

Sobre el epílogo de la carrera, los Williams eran un escollo importante para Hamilton que con el neumático medio (la gama más dura que trajo Pirelli al circuito chino) no los podía superar. Raikkonen se acercaba como una tromba hacia ese grupito. Mientras tanto Vettel superaba a Kvyat para ponerse segundo.

La fuerte degradación de los neumáticos del británico impidieron el avance del Mercedes mientras Raikkonen superó a todo el trencito y culminó quinto. Otra batalla fue entre los hombres de Toro Rosso, que por ser dos pilotos jóvenes, hay "pica" entre ellos y a veces se exceden en las maniobras. Max Verstappen pudo superar a Carlos Sainz y fue octavo.

Por el lado de los pilotos latinoamericanos, Sergio Pérez no tuvo un buen stint con el caucho blando, el auto estuvo demasiado indócil y terminó undécimo, en la puerta de los puntos. Esteban Gutiérrez finalizó 14º. Haas no estuvo a la altura de las circunstancias y no pudo seguir en la senda de buenos resultados que arrastraba de las dos primeras carreras.

La próxima carrera será el próximo 1º de mayo en el Autódromo de Sochi, en Rusia, donde veremos si continúa Rosberg con esta racha o Lewis Hamilton o las Ferrari darán la sorpresa.

Resultados de la carrera