El primero quedó en casa
Foto: NBA

El ambiente no cambia. Si uno es detallista, puede darse cuenta que la apariencia del público, muchas veces vestidos de un solo color en instancias de playoffs, el fervor popular, las caras de los jugadores y hasta en el clima que se vive en el AT&T Center son idénticos a un partido más de postemporada. Está claro que, si el presentador del partido no avisa que se está por jugar el primer round, al mejor de siete, de esta seguidilla, nadie hubiera notado que se está jugando la posibilidad de seguir o no camino al título.

Lo cierto es que anoche comenzó la etapa más linda y apasionante para los corazones de Texas, Francia, Australia, Argentina, Serbia y todos aquellos que, desde miles de kilómetros, observan a sus compatriotas contemporáneos en la mejor liga Basquetbolistica del mundo. Y para ellos que quieren ver triunfar en la décimo cuarta postemporada del tridente más ganador, en cuanto a partidos jugados, de la historia.

Lo cierto que el duelo ante Memphis no resultó ser tan holgado y tranquilo para los Spurs como sí lo fue en el resultado. Porque los Grizzlies dominaron, a causa del mal primer tiempo de los locales (48-37), los primeros minutos. Es cierto que los de Popovich se fueron a 11 al descanso, pero cabe resaltar que cinco de esos puntos de ventaja fueron logrados faltando segundos a concretar la primera etapa.

Charla en el vestuario de por medio, llegó la mejor versión de San Antonio. Con gran elaboración de juego, con Leonard, que una vez más fue goleador con 20 puntos, fue figura además de sus incontables robos, con las volcadas y tapones de Aldridge, la verticalidad de Parker y la experiencia y bien estar de Duncan y Ginobili, sobrellevaron a los locales a su máxima expresión. Así, lograron imponerse en el primer juego 106 a 74.

Emanuel Ginobili aportó 2 tantos, 7 rebotes, 3 pases gol, una asistencia y hasta un tapón en poco más de veinte minutos en cancha.

El segundo juego será el próximo martes a partir de las 21.30, nuevamente en el AT&T Center, la casa de los Spurs.

VAVEL Logo