Agónica victoria de San Antonio
Foto: NBA

Agónica victoria de San Antonio

Los Spurs vencieron como visitante al último campeón, ganando en OT por 118-115 con un gran final de Kawhi Leonard, que consiguió la máxima de su carrera (41 puntos).

sebaavitiello
Sebastián Vitiello

Ambos equipos brindaron un gran juego en el Quicken Loans Arena, con victoria para los texanos (34-9) que siguen firmes en el Oeste. Cleveland (30-12), a pesar de la derrota, sigue puntero en el Este.

El destacado: el alero Kawhi Leonard consiguió la máxima de su carrera anotando 41 puntos (18 entre el cuarto período y el OT), además de 6 rebotes, 5 asistencias, 1 robo y 1 bloqueo. En los Cavaliers, LeBron James sumó 29 tantos, 6 tableros, 7 pases gol y 2 robos.

El anfitrión tomó la decisión de liderar el juego en el comienzo del mismo, y con un parcial de 12-4 se puso al frente. Sin embargo, los Spurs activaron y devolvieron favores para igualar por primera vez el partido (14-14). La iniciativa de Cleveland por tomar el liderazgo del resultado no cesó. Con otro parcial, esta vez de 10-0, el local sacó una controlable distancia (24-14) que perduró hasta cerrar el cuarto 33-22 arriba.

En el segundo fue el turno de San Antonio, que tomó ofensivas correctas y en 3’ se puso a uno (35-34) para luego pasar al frente (35-36). El partido siguió parejo pero era la visita quien mantenía las riendas del juego. San Antonio se alejó por cinco (50-55), distancia que logró achicar Cleveland (54-55) y nuevamente volvió a cerrar mejor por la mínima: 58-57.

El encuentro se hizo de ida y vuelta y ambos conjuntos se repartieron el marcador en el amanecer del tercer período. Empardaron el juego en 73 llegando a la mitad, más tarde los Spurs estuvieron mejor plantados con la segunda unidad y sacaron diferencias (82-78). El poderío ofensivo del local no descansó, ya que lastimó cuando necesitó hacerlo y pasó a ganar (84-82). Finalmente, cerró arriba por cinco: 89-84.

La remontada visitante no tardó en llegar, los de Popovich dieron vuelta la historia (89-91) y brindaron un gran juego ofensivo más una defensa que fue clave para que Cleveland no despliegue cómodamente su juego. San Antonio sacó seis (94-100) y a pesar de la pequeña luz de distancia, se fue quedando en la agonía del partido. Entró a los instantes finales con ventaja de tres (104-107). Fue entonces donde la figura de la franquicia de Ohio, protagonista de la dureza de los Cavaliers para no quebrarse en el final, clavó un triple vital para empardar el juego en 107 y mandarlo a tiempo extra.

El suplementario no mostró diferencias con respecto al tiempo regular. Con la misma paridad, ambos se mostraron decididos a llevarse el triunfo. A falta de 2’, los Cavs lideraron por dos (113-111) pero un triple de Mills y un doble de Aldridge, dejaron a San Antonio en ventaja de tres (113-116). Luego de un salto que se dio en la disputa por el balón entre LeBron y Leonard, Kevin Love tuvo la mala fortuna de perder la pelota, y fue el mismo Kawhi quien se encargó de cerrar la historia con una gran volcada faltando 7’’. Fue victoria agónica por 118-115 para los Spurs, en un partido que fue apretado de principio a fin.

Los puntos altos: en Cleveland, Kyrie Irving (29 puntos y 9 asistencias). En la visita, LaMarcus Aldridge (16 tantos y 12 rebotes).

Próximos

Los Cavaliers visitarán a New Orleans y los Spurs harán lo mismo frente a Brooklyn.

Estadísticas

http://www.espn.com/nba/boxscore?gameId=400900078

VAVEL Logo