Finales de Liga Nacional: Tetracampeón en Boedo
El festejo del ciclón tras el título | Foto: Liga Nacional, AdC

Finales de Liga Nacional: Tetracampeón en Boedo

San Lorenzo venció a Instituto 79-71 en el séptimo juego de la serie y se quedó por cuarto año consecutivo con el título de la Liga Nacional. De esta forma se convierte en el único tetracampeón del torneo y el tercer equipo con más títulos. 

luciaromeroo
Lucia Romero

Como se acostumbra en los mediados de año, cerró la temporada de la Liga Nacional de Básquet y esta edición, 2018/19, lo hizo a puro lujo. En una serie muy reñida entre San Lorenzo, primero en la etapa regular, e Instituto, segundo en el periodo mencionado; por primera vez en 19 temporadas la final se definió en el séptimo y último juego.

Luego de que ambos conjuntos concretaran 3 victorias, todas en condición de local, la serie final llegó este jueves por la noche el séptimo juego, que se disputó en Boedo. San Lorenzo, hoy tetracampeón de la liga, reafirmo su localía al vencer 79-71 a “La Gloria”. Con este encuentro, el cuervo, acumula 12 victorias consecutivas en casa durante series finales.

Además de continuar con su racha de victorias, con esta victoria el Ciclón se convierte en el tercer equipo más ganador del torneo, detrás de Atenas que lidera el ranking con 9 vueltas olímpicas y de Peñarol que suma 5 festejos. Pero San Lorenzo es el único tetracampeón (cuatro torneos consecutivos) del certamen en toda su historia.

El partido

La comodidad no fue una característica en este encuentro, tal y como no lo fue en los encuentros previos. Ambos conjuntos querían coronarse en el torneo, pero por sobre todas las cosas, ambos tenían con qué hacerlo.

Con grandes aciertos de su MVP, el ciclón se puso al frente con rapidez, pero a medida que pasaron los minutos e Instituto encontró su juego el resultado del primer cuarto muto. Gracias a una clara defensa y una efectividad en sus tiros, dos aspectos que le faltaron en varios momentos del juego al local, el conjunto cordobés cerró el primer parcial 17-28 arriba.

A pesar de los errores, el conjunto de Boedo pudo concretar un dominio en los segundo diez y achicar la diferencia de 11 a tan solo un punto en el cierre de la primera mitad: 37-38 (20-10). Uno de los jugadores claves de este pasaje fue el joven Máximo Fjellerup, quién convirtió 7/9 en este periodo, fue receptor de 3 faltas y concreto 3 rebotes de alta importancia.

Luego del descanso largo el encuentro se puso mucho más intenso y reñido, los primeros dos puntos fueron de San Lorenzo, a falta de 8:53; tras casi un minuto una falta le dio la posibilidad de seguir sumando, ya que ninguno de los dos conjuntos podía convertir en juego. Fue recién en la mitad del periodo cuando las conversiones llegaron a ambos conjuntos. Con muchos errores ofensivos el parcial cerró 21-13 a favor del local, que ahora estaba a la delantera por 7, 58-51.

Llegados los últimos 10 estaba cada vez más cerca el cierre de la Temporada 2018/19 y la consagración de uno de los dos equipos como el nuevo campeón de la Liga Nacional. La intensidad no falta en el juego, con un pasaje más similar al primer cuarto que a cualquiera de los otros, Instituto complicó el juego del ciclón en el último periodo; con su característica intensidad defensiva y la mano caliente de varios jugadores, como el “Faca” Piñero quien fue una pieza clave de este pasaje, concretó 20 puntos a su favor para quedar muy cerca del título.

Pero fue el conjunto local quien pudo concretar la victoria; porque a pesar de que su aspecto defensivo tuvo varias complicaciones y no pudieron encontrar la efectividad en jugadores como Vildoza (2/10 TC y 2/6 3P) y Aguirre (1/14 TC y 1/6 3P), el numeroso plantel azulgrana encontró el goleo en otros jugadores claves como Dar Tucker, quien fue el máximo goleador con 25 puntos, Jerome Meyinsse con 15 unidades y Donald Sims con 10; para cerrar así el último cuarto 21-20 y concretar el título en el séptimo encuentro de la serie, con el resultado 79-71.

En Instituto los mejores números los tuvo Rodney Green con 16 puntos y 6 rebotes, seguido por Luciano González (13), Facundo Piñero (13) y Gastón Whelan (10, más 5 rebotes y 5 asistencias).

El MVP

A pesar de quedar fuera del encuentro a falta de un minuto y medio, debido a la acumulación de cinco infracciones personales -la última gracias a la estrategia de su rival que quería dejarlo fuera del juego, debido a su importancia en el plantel azulgrana-, su mano caliente y su visión de juego, convirtieron a Dar Tucker nuevamente en el MVP de las finales.

Recordemos que este año, el número dos del conjunto azulgrana, ya había recibido esta mención en el torneo internacional: Liga de Las Américas. Sin duda un jugador clave para este equipo, encargado principalmente de la sumatoria de puntos, con su alta efectividad en esta ocasión acumuló 25/34, además de aportar un rebote defensivo y dos asistencias.

 

VAVEL Logo