La solución es ganar

Boca Juniors, con 16 ganados y 20 perdidos, cayó frente a San Martín de Corrientes por 80 a 79 y se hunde cada vez más en su mismo pozo anímico. Para rescatar, Juan Manuel Rivero tuvo una buena actuación en su debut como titular convirtiendo 15 puntos.

La solución es ganar
Larry metió 10/15 en tiros de campo. Gran match del americano (Imagen: Ligate una foto)
San Martín (C)
80 79
Boca Juniors

El Xeneize, aunque no tiene peligro de descenso, no levanta cabeza y está cada vez más comprometido en las últimas posiciones de la Conferencia Sur. El plantel de Adrián Capelli no puede volver a esa tan necesitada regularidad que logró conseguir en el inicio de la temporada. La forma de salir de rachas negativas es ganando, y en esta oportunidad Boca visitó Corrientes para enfrentar a San Martín. El rojinegro de Sebastián González se encuentra muy bien ubicado en la Norte y quería buscar su cuarto triunfo al hilo.

Los de La Boca requerían de una victoria para poder cortar la sequía de triunfos en condición de visitante. Los Bosteros, con el base Treise (13 pts) y Boccia (18 pts), iniciaron más enchufados y con el objetivo puesto en atacar el aro de San Martín. Pero los triples de Miguel Gerlero (13 pts) y el destacado aporte de O'Bannon en la pintura, quien fue el máximo anotador del partido con 24 tantos, fueron importantes para la levantada del Santo y así el primer chico culminó 21 iguales.

El segundo cuarto se disputó con la misma intensidad pero la efectividad no era la misma. En el Xeneize se destacó la actuación de "Pitu" Rivero, que con 15 puntos y cuatro asistencias, hacía su debut en el quinteto inicial.

"Todos al ataque", esa fue la idea del entrenador boquense para poder llevarse el match y así romper el maleficio. Y por un momento le salió bien: Kevin Hernández (19 pts-9 reb) encontró sus espacios adentro de la llave y fue una pesadilla para la defensa local. Tal es así que Boca Juniors pudo sacar una ventaja de 10 puntos a falta de pocos minutos para termine el tercer segmento. Sin embargo, esa distancia en el resultado no duro mucho: ya que Enzo Cafferatta, con cinco puntos en el cierre, achicó el marcador (64 a 57).

Cuando sólo había que cuidar la naranja y jugar con el reloj, Boca no supo aprovechar la diferencia y terminó perdiendo el match por 80 a 79. Fue defecto del Xeneize por no cerrar el cotejo y también virtud de San Martín por nunca achicarse e ir al frente. Todo se definió con un doble de la figura de la noche, O`Bannon, a falta de 24s.

Con esta derrrota, los comandados por Adrián Capelli sumaron la sexta caída consecutiva como visitante y ahora, la única alternativa es ganar el enfrentamiento contra La Unión, antes de volver a Buenos Aires. En La Boca ya empiezan a preocuparse.