San Antonio ganó sin brillar ante el débil Phoenix

Los Spurs derrotaron 118-111 a los Suns como visitantes, sin Manu Ginóbili, con un buen partido de Tony Parker, suman una nueva victoria y no le pierden pisada a Golden State en la lucha por ser el mejor de la Conferencia Oeste.

San Antonio ganó sin brillar ante el débil Phoenix
Foto: Express News.
San Antonio Spurs
118 111
Phoenix Suns

El partido fue muy abierto, ambos estuvieron flojos en defensa, pero bastante acertados en ataque, y San Antonio Spurs (47-9) sufrió más de la cuenta contra Phoenix Suns (14-42), al vencerlo por 118-111, aunque desde el juego solo se lo vio mejor en el primer cuarto. En los demás parciales, donde tuvieron muchos minutos la segunda línea de los Spurs, se dio un encuentro muy parejo donde la diferencia solamente se sostuvo del resultado del primer período (30-21), y los Suns no pudieron dar la sorpresa. En San Antonio no estuvo presete Manu Ginóbili.

Patty Mills fue una de las figuras del encuentro, ya que encestó 6 triples (igualó la máxima cantidad en su carrera) y finalizó con 21 puntos, 5 asistencias y 3 rebotes; mientras que el francés Parker fue de lo mejor, sumando 22 puntos, 4 asistencias y 2 rebotes; otro que sumó bastante fue LaMarcus Aldridge, que llegó al doble-doble, con 19 puntos y 10 rebotes. En los Suns, el más destacado fue Alex Len obtuvo un doble-doble y alcanzó la mejor estadística de su carrera, con 23 puntos y 13 rebotes; Leuer fue importante ingresando desde la banca, con 13 puntos, 7 rebotes y asistencias, además de una alta efectividad (5 de 7 de campo y 2 de 2 en libres).

Aparte de la victoria, para los Spurs la buena noticia es que Kawhi Leonard se recuperó de la lesión y que jugó cerca de 30 minutos, aunque no tuvo una gran actuación, que aportó 5 puntos, 3 rebotes, 2 asistencias, un robo y un tapón, pero también tuvo 3 pérdidas. Ahora, San Antonio visitará al irregular Sacramento Kings (23-31) el miércoles, pasada la medianoche argentina, mientras que los Suns visitan a Los Ángeles Clippers (36-19), de Pablo Prigioni, esta noche, después de la medianoche de argentina.