Una Bahía de ilusiones

Los de Sebastián Ginóbili se impusieron en el Osvaldo Casanova, eliminaron al conjunto de Marcelo Richotti tras vencerlo por 80 a 75 y pasaron a semifinal donde le tocará enfrentar a Peñarol, un rival complicado pero no imposible de vencer.

Una Bahía de ilusiones
Anthony Johnson, el máximo anotador con 18 puntos (Imagen: La Liga Contenidos)
Bahía Basket
80 75
Argentino (J)

Sin ninguna duda se podría decir que, hasta ahora, la serie entre Bahía Basket y Argentino de Junín fue una de la más pareja. Es verdad que el elenco de Sebastián Ginóbili tuvo la suerte de tener en su equipo a Lucio Redivo, quien con un bombazo a falta de pocos segundos obligó a definir todo en el quinto partido. En los papeles era favorito Bahía, pero el básquet da sorpresas y el Turco, entrando a Playoff por la puerta de atrás, se puso firme y le jugó de igual a igual. 

El conjunto dirigido por Marcelo Richotti es un equipo que peleó hasta el final, nunca se rindió y se puso firme en los momentos difíciles. Existe un dicho muy conocido que dice: "Más perdido que turco en la neblina", pero para este Turco fueron sólo palabras y salió a comerse al rival. Compenetrado, metido y muy lejos de estar perdido, Argentino lideró el tablero en el inicio con la conducción de su base y figura, Franco Balbi (13 asistencias).

Un primer tiempo perfecto para la visita hizo que la distancia sea de nueve puntos (33-42). El poderío en la pintura de Ignacio Alessio (16 pts) y Chaz Crawford (11 pts y 10 rebotes), más la efectividad en el perímetro de Emiliano Basabe (14 pts) y el destacado aporte de Fernando Funes desde el banco (16 pts), fue de suma importancia para estar arriba en el marcador. Del lado del dueño de casa, el extranjero Anthony Johnson (18 pts y 15 reb) se transformó en el jugador que más atacó la defensa rival.

Luego del descanso, el local quemó todas sus naves y empezó a lastimar con Gastón Whelam (13 pts) y Máximo Fjellerup (tres volcadas al hilo). Tal es así que con un triple sobre la chicharra de Lucio Redivo (15 pts), Bahía se puso a sólo dos tantos (55-57).

Con el empuje de la remontada, los bahienses arrancaron mucho mejor el último período. Apareció Juan Pablo Vaulet (11 pts) y un pasaje de seis puntos de Jamaal Levy Cox (15 pts) para meter un parcial de 25 a 18 y sentenciar la serie. Finalmente, el local se quedó con un sacrificado y apasionante triunfo por 80 a 75. Argentino de Junín, de gran campaña, quedó eliminado pero con la frente en alto. De esta manera, los conducidos por el Sepo Ginóbili deberán enfrentar a Peñarol de Mar del Plata, por la semifinal de Conferencia Sur. El equipo celeste es una Bahía de ilusiones.