Dieron cátedra en la noche formoseña

La Unión, como local, no le dio posibilidades a los desconectados Regatas de Corrientes en la victoria 81 a 72 que, por cómo se dio el partido, podría haber sido por más diferencia.

Dieron cátedra en la noche formoseña
(Imágen: Ligateunafoto.com)
La Unión (F)
81 72
Regatas (C)

Cuando el local marca cancha tan rápido, es muy probable que el resultado termine siendo a favor de ellos. Justamente eso es lo que hizo La Unión, en Formosa, ante Regatas, para adjudicarse el primer juego de la serie con un (mentiroso)  81-72. Y se hace referencia a la falacia porque el predominio fue determinante en los cuarenta minutos.

Ya en el principio del cotejo, los de Narvarte lograron sacar una luz de 13 puntos, producto del 23-13 parcial en el primer cuarto. En base a un gran Francis y en notoriedad a un muy desconectado equipo correntino (tan sólo 11 asistencias), a La Unión le fue sencillo el trámite del partido, salvo en el final de la primera mitad, dónde la visita logró achicar el margen a tan sólo ocho puntos (39-31).

Los de Casalanguida pagaron muy caro la desconcentración en la zona defensiva y, aún más, la falta de coordinación en ataque entre sus hombres más influyentes. Tal es así que entre Espinosa, el capitán Martinez (últimos partidos suyos en La Liga) y Paolo Quinteros anotaron, entre los tres, únicamente 27 de los 72 puntos del equipo. Algo sumamente bajo, teniendo en cuenta el gran trío ofensivo que suelen ser. Y, aún más sorprendente, si se pone en lupa la cuestión y se destaca que Espinosa anotó solamente 5 unidades.

La Unión también fue superior en todas las facetas estadísticas: tuvo al goleador Francis con 21; lideró los rebotes 45 a 33; las asistencias 17 a 11; 42 puntos en la pintura contra 30; 14 puntos de perdidas sobre 11 de sus rivales. No caben dudas, los de Narvarte dieron cátedra en la noche formoseña.

El juego número dos tendrá lugar, nuevamente en la provincia que limita al norte con Paraguay, el próximo jueves a partir de las 22.00 hs.