Siguen sumando

Golden State venció a los Lakers 112-107 en Las Vegas. El equipo de Kerr jugó el partido mayoritariamente con suplentes ante un combinado de Los Ángeles que buscó darle rodaje a los titulares. Más allá de esto Klay Thompson fue el goleador de la noche con 24 puntos.

Siguen sumando
Foto: ESPN

A diez días del inicio de la NBA, dos de los equipos de California sumaron rodaje en Las Vegas. En el T-Mobile Arena, los Warriors, bicampeones del oeste y finalistas de la edición 2015/2016, vencieron por 112-107 a unos Lakers que todavía buscan su mejor forma tras la triste salida de Kobe Bryant.

Los objetivos de ambos para estos partidos de pretemporada quedaron explayados en la rotación de jugadores. En Golden State, ninguno de los titulares llegó a jugar 24 minutos (lo que representa medio partido), mientras que en el rival los jóvenes Randle, Clarkson y Russell promediaron los 28 minutos de juego.

Después de no repetir lo logrado en 2015 durante este junio ante Cleveland, Kerr intentó sumar tiempo de juego con sus suplentes y estos respondieron de buena manera. El recambio del líder del oeste, y gran candidato al título, respondieron de buena manera. Con Javale McGee como estandarte (12 puntos y 4 rebotes), la segunda unidad buscó el juego de pick and roll para explotar la pintura. En ésta área fue superior a su rival, ganando 54-30 el parcial en la pintura y también superándolo en los rebotes (43-38).

En lo que respectó a los titulares, Draymond Green no jugó y tampoco lo hizo Andre Igoudala, sexto hombre del equipo. Así Kevon Looney fue de la partida y se quedó con 9 pelotas en los tableros, 5 de estas en carácter ofensivo. En tanto Klay Thompson anotó 4 triples en 6 intentos para ser el goleador de la noche con 24 puntos.

Del otro lado de la cancha, Luke Walton, ayudante de Kerr hasta el pasado 30 de junio, buscó que sus jugadores primordiales sigan sumando tiempo de juego para llegar de la mejor manera al debut. Los Lakers tendrán como objetivo dejar atrás las malas campañas de los últimos años y por eso sus jóvenes son fundamentales, ya que tendrán que elevar el nivel de juego para intentar complicar a los rivales más poderosos.

Brandon Ingram, quien es novato del conjunto, tuvo una buena presentación como sexto hombre al cosechar 8 puntos y 5 asistencias en 26 minutos. En tanto Nick Young fue la figura ya que, también desde el banco, sumó 17 unidades.