Minnesota vence a Miami en tiempo extra

Los conducidos por Tim Thibodeau derrotaron este lunes a los de Erik Spoeltra 115 a 112, con un gran trabajo de Jeff Teague.

Minnesota vence a Miami en tiempo extra
Teague se destacó por encima de sus compañeros frente a Miami. Foto: NBA

El camino de la NBA recién comienza, pero sin dudas, uno de los equipos que tiene la vara alta para esta temporada es Minnesota Timberwolves. Un proyecto donde une juventud con experiencia, más un técnico de gran prestigio lo avalan.

Anoche, los T-Wolves lucharon para vencer en tiempo suplementario 115 a 112 a Miami Heat, que continúa hundiéndose en la tabla y ya cuenta con tres caías en filas.

El juego contó con varias figuras esenciales en la victoria, pero el mayor crédito se lo lleva el base Jeff Teague, quien terminó con 23 puntos, 11 asistencias, cinco rebotes y seis robos. Después continuaron Andrew Wiggins, con 22 tantos y siete tableros, Karl Anthony Towns, con 20 unidades y 12 recobros, y Jimmy Butler y Jamal Crawford, con 16 y 13 anotaciones, respectivamente.

Por el lado del Heat, Dion Waiters sumó 33 unidades, Kelly Olynyk otros 23, Goran Dragic 18 unidades, seis rebotes y cinco asistencias, y Bam Adebayo con 13 tantos e igual cantidad de tableros.

En el desarrollo del juego, primero golpeó Miami, quien por medio de Dragic y Waiters sacó una ventaja de nueve puntos en el primer tramo (32-23). Del lado de Minnesota, apenas asomó Teague y el dominicano Towns.

Para el segundo lapso, los Timberwolves se olvidaron pronto de la paliza inicial y consiguieron reducir la brecha a tan sólo cuatro puntos (62-59). Un buen comienzo de Tyrus Jones, Crawford, Towns y algunas espontáneas apariciones de Butler y Wiggins sirvieron para ponerse en juego. El esloveno Dragic, mediante un triple, venció a la chicharra y mantuvo la ventaja de su elenco.

El tercer período se inauguró con una buena participación de Abedayo, por parte del Heat, y de Taj Gibson, del lado de los Timberwolves. Luego Towns sacó una diferencia de +5 para los visitantes, pero Okaro White, Tyler Johnson y Dragic lo dieron vuelta y se fueron al último chico reglamentario con una ventaja de tres puntos (82-79).

El parcial final arrancó con el ex Celtics, Olynyk, aportando un par de porotos a su equipo. J Crossover, o mejor conocido como Crawford, logró pasar a un segundo plano lo del interno con varias penetraciones. Luego Butler, Teague y Wiggins sacaron a relucir su mejor versión y, con ello, Minnesota se alejó de su adversario y parecía que se quedaría con la victoria. Pero Waiters, un escolta que tuvo su despegue el año pasado, anotó gran parte de los puntos, incluyendo una canasta a falta de tres segundos, para empatar el juego en 110 y mandar el encuentro a un tiempo extra.

El tiempo suplementario entró mejor preparado físicamente el equipo visitante, que apoyó su juego en Teague y Butler y, a pesar del buen pasaje de Olynyk y Waiters, lograron la victoria 125 a 122, que determinó su segunda éxito en fila.

Ahora los Timberwolves  visitarán el miércoles a New Orleans Pelicans, mientras que el Heat recibirá en su cancha a Chicago Bulls.