Olímpico quiere dejar su impronta en el Súper 20

La victoria conseguida ante La Unión de Formosa en el estadio Vicente Rosales, no hace más que confirmar que la identidad de juego de Laginestra se amolda partido tras partido.

Olímpico quiere dejar su impronta en el Súper 20
Maximiliano Stanic es el referente en las ofensivas del "Negro" bandeño. Foto: gentileza de la Liga Nacional

Aquella final disputada entre Olímpico y La Unión de Formosa por la final de la Conferencia Norte, fue una de las pocas oportunidades que tuvo el equipo santiagueño de pelear por el título de la Liga Nacional. Desde que Quimsa se consagró campeón, la dirigencia del "Negro" bandeño se abocó a constituir el mejor plantel para no sólo destacarse en el básquet doméstico sino también trascender y aparecer en la primera plana del básquetbol sudamericano. En cierta manera, Olímpico dejó de ser la sombra de Quimsa para erigirse un escollo duro de combatir y, automáticamente, transformarse en un equipo con muchas pretensiones. El partido que se disputó en la jornada de ayer hizo recordar a los hinchas la tremenda campaña que sostuvo la plantilla en la temporada 2015/2016 con Fernando Duró. Ahora, con Hernán Laginestra en el banco de suplentes, el conjunto bandeño ha logrado sentirse cómodo en transiciones rápidas y obtuvo algo muy importante en cuanto al criterio basquetbolístico: la capacidad de resolución.

La Unión de Formosa tan sólo fue un mero espectador del lujoso juego que desplegaron los santiagueños con una gran actuación de Maximiliano Stanic, quien convirtió 5 puntos y 8 asistencias. El ex jugador de Boca fue vital, casi como siempre lo hace, en la "alimentación" constante a Rodney Green (finalizó con 21 unidades) y a Ramón Clemente, quien anotó 14 unidades. Es cierto que el aspecto estadístico marca, parcialmente, la tendencia de juego de un equipo con respecto a otro, pero lo que dejó en claro Olímpico es que fue capaz de marcar el ritmo de juego. Stanic se adaptó perfectamente a la doble base con Guillermo Díaz. Ambos se complementan ya que el puertorriqueño tiene más inclinación al ataque y es un jugador que puede anotar muchos puntos, de hecho lo demostró en San Lorenzo. Stanic es un jugador que hace y deshace las ofensivas, mueve la pelota, hace partícipe a sus compañeros en las coordinaciones ofensivas, ya sea a través de cortinas, pick and roll y asistencias. Esto da como común denominador un juego grupal que se sostiene encuentro tras encuentro y esto permite que cualquier jugador esté apto para aportar sus cualidades; un claro ejemplo de ello son Mauro Cosolito y Facundo Giorgi. Todo esto no se podría concretar si no hubiera una gran defensa: ayer hubo muy buenas coberturas, cerco reboteador y ayudas constantes que hicieron que los formoseños no estuvieran finos en ataque.

La Unión tuvo en Alexis Elsener y a Anthony Young como los propulsores del descuento de puntos en el partido ante la aplastante diferencia que marcaba el "Negro" bandeño. Ambos jugadores marcaron 18 unidades. En ese sentido, también hay que sumar a Federico Marín y Alejandro Konzstadt con 15 y 8 puntos, respectivamente. El que no tuvo un buen partido fue Maldonado quien estuvo errático en muchos pasajes del juego.

El próximo encuentro entre ambas plantillas se jugará este próximo sábado en el estadio Cincuentenario de Formosa. En caso de haber un tercer juego, el partido correspondiente se disputará en tierra formoseña.

Estadísticas