Papelón y batacazo en Temperley
Foto: AFA

 Argentinos llegaba al encuentro con tres derrotas al hilo cargado al hombro y un nivel espantoso de fútbol. Del otro lado, estaba Guaraní Antonio Francoun equipo de casi tan mal presente, que marcha anteúltimo en el campeonato de la B Nacional. Lógicamente los de Primera eran favoritos.

 En Temperley, sin embargo, ninguno se destacó desde el arranque. Un juego desprolijo, repleto de imprecisiones y rebotes que no terminaba de favorecer a ningún equipo; nadie sacaba ventajas. El Bicho mantenía la posesión del balón, siendo complicado apenas en algunas corridas explosivas de Elián Kopp, pero no lograba generar situaciones de peligro para el arquero rival. 

 Con el pasar de los minutos, el equipo de Paternal reacayó en la alternativa del abuso de los centros. Con tándems formados por Garré-Gimenez y Álvarez-Navarro (luego Franzoia), Argentinos volcó el fútbol sobre sus bandas, reiterando la misma escena una y otra vez: centro al punto penal. En algunas ocasiones, "tanto va el cántaro a la fuente...", sí logró quebrar la defensa misionera. Rinaldi malogró una mediavuelta, Castillejos tuvo el gol en un par de cabezazos que sacó Medina, y Rodríguez tuvo espacio para maniobrar una chilena que se marchó ancha.

 En una de los pocos atrevimientos que se tomó Guaraní, que fueron paulatinamente reduciéndose en el segundo tiempo, apareció un tiro de esquina. La pelota entró al área por abajo, desde la derecha, y ningún defensor del Bicho pudo despejarla. Entonces, pasado el punto del penal, apareció Pablo Ostrowski que, con un derechazo certero y esquinado, abrió el marcador en la cancha de Temperley a los 25 minutos del complemento. Nada que hacer para Gabbarini, más que lamentarse...

 Con el resultado en contra, Gorosito se vio obligado a dar un cambio de juego, y por eso ingresó Cabral. Desde su salto al campo de juego, todo fue distinto; el Bicho empezó a asociarse, a llegar por el medio y con la pelota en los pies, y hasta tuvo dos chances de gol. Lamentablemente, habían pasado pocos minutos y el árbitro Castro, que no vio un claro penal a Rodríguez, pitó el final del encuentro.

 Batacazo de los misioneros, pepelón de los de Paternal. Heróico triunfo de Guaraní Antonio Franco, escandalosa derrota de Argentinos Juniors. Para los ganadores, un premio de $573.000 y el acceso a 8vos de final. Mucho por analizar en Paternal, mucho...

VAVEL Logo