La figura: Mariano Pavone
El Tanque festejando su gol (Foto: @RacingClub).

Parecía que la victoria en la Copa Argentina iba a ser un empujón anímico para revisar, replantear y mejorar todos los defectos que Racing comete desde hace ya un tiempo. Pero el partido frente a Arsenal dejó a la vista que aún no aprendió de los errores.

El equipo no pudo lucirse ni en lo colectivo ni en lo personal: los jugadores se vieron muy desconectados entre si, causando una impresición en los pases y pocas llegadas al arco rival. Sólo consiguió marcar por un error del rival, que le cedió un penal y Diego Milito cambió por gol.

Recién en el segundo tiempo la Academia pudo mejorar, gracias a algunos cambios. Entre ellos, el de Mariano Pavone. El delantero, que desde su llegada es cuestionado, encontró un centro y cabeceó perfectamente para convertir su primer gol con la camiseta celeste y blanca, y darle la victoria al equipo.

A pesar de que solo jugó medio tiempo, el ex Vélez fue de lo más destacado, ya que se mostró activo en los ataques y casi convierte el tercer gol del equipo de Avellaneda.

Otro de los puntos destacados fue Oscar Romero. El paraguayo supo moverse entre los rivales y tuvo la chance de convertir un gol en un tiro libre. Sin embargo, sus pases no supieron ser precisos y regaló la pelota a los rivales en más de una ocasión.

VAVEL Logo