En la última pelota, Central le ganó a Quilmes
Fuente: CARC Oficial

Luego de la caída ante Godoy Cruz, el conjunto rosarino llega al estadio José Meiszner renovado y lo demuestra durante todo el partido, más aún cuando se impone ante Quilmes con el 1-0.

El equipo designado por Paolo Montero que ingresó al campo de juego es: al arco Diego Rodríguez; Víctor Salazar, José Leguizamón, Javier Pinola y Cristian Villagra a la defensa; Paulo Ferrari, Damián Musto, Mauricio Martínez y Federico Carrizo en la línea central; Germán Herrera y el capitán Marco Ruben en el frente.

Por su parte, el local ingresó con: César Rigamonti como arquero; Matías Pérez Acuña, Diego Colotto, Matías Sarulyte y Matías Orihuela en la línea de defensa; Gabriel Ramírez, Adrián Calello, Maximiliano González y Nicolás Da Campo al mediocampo; Federico Andrada y Nicolás Benegas como delanteros.

El primer tiempo no parecía prometedor, el Canalla controló la pelota gran parte de los 45 minutos. Al llegar a los 5 una jugada parecía terminar en gol, pero la posición adelantada de Salazar hizo que se reinicie el juego desde el arco del oponente. Otras dos situaciones se dan minutos después, primero un pelotazo del Pachi Carrizo al arco, que Rigamonti maneja muy bien; y luego un remate de Martínez que termina en las manos del arquero cordobés.

Una jugada del cervecero parece complicar al equipo de Paolo Montero, pero el Ruso Rodríguez ataja sin problemas y pone el partido en órbita otra vez.

El árbitro Mariano González finaliza el primer tiempo, con un empate 0-0, sin amonestaciones y con un Rosario Central que parecía tener las cosas claras al inicio del partido, pero que no supo concretar a medida que avanzaban los minutos.

El segundo tiempo comenzaba con más entusiasmo. El cambio del director técnico en los primeros minutos va a ser el que defina el encuentro casi al final, así ingresa Washington Camacho por Paulo Ferrari. Mientras tanto el partido seguía de la misma manera, el conjunto Auriazul manejando la pelota, intentando generar situaciones de gol, y Quilmes contraatacando cada vez que le fuera posible. De esta manera es como a los 28 minutos Da Campo pone a temblar al Canalla con una pelota que pasa por encima del arco. Paolo Montero reacciona ante esta jugada y pone en el campo de juego a Teófilo Gutiérrez por Germán Herrera, y luego a Gustavo Colman que va a ingresar por Mauricio Martínez.

El partido iba a alcanzando el final, cuando a los 43 minutos un tiro de esquina de Colman termina en un cabezazo salvador del uruguayo Camacho marcando el gol que los llevó a la victoria. El segundo tiempo se alargó 4 minutos, pero el equipo ganador ya estaba decidido. González pitó el final y Rosario Central ganó 1-0. Un triunfo que necesitaba y se merecía.

VAVEL Logo