Los títulos de Boca Juniors: el último campeón argentino
Foto: El Universal

Los títulos de Boca Juniors: el último campeón argentino

En Vavel repasamos lo que fue la última participación consagración de Boca Juniors en la Superliga Argentina 2017/18 donde tuvo a goleadores como Darío Benedetto, Ramón Ábila; con su figura, y del torneo Cristian Pavón.

ariel-acostamontero
Luis Ariel Acosta Montero

Comenzará una nueva edición de la Superliga Argentina donde Boca juniors, es favorito, y buscará retener el campeonato, ir por su primer tricampeonato a nivel de competiciones locales. El día domingo iniciará el camino antes Talleres a partir de las 11 horas de la mañana en La Bombonera.

Antes de empezar la Superliga, debemos recordar como fue el camino y su consagración en la primera edición de la Superliga, y como se convirtió en bicampeón de la mano de Guillermo Barros Schelotto.

Boca Juniors se consagró campeón de la Superliga 2017/18 al empatar 2-2 como visitante contra Gimnasia La Plata, Pablo Pérez (12) y Ramón 'Wanchope' Abila (56) anotaron los goles de Boca en el bosque platense, mientras que Nicolás Colazo (33) y Lisandro Magallán (80, en contra) convirtieron para Gimnasia.

De este modo, Boca obtuvo su segundo campeonato consecutivo en la liga argentina y el número 27 en el profesionalismo, a partir de 1931.

Con Guillermo Barros Schelotto como entrenador, Boca estiró su dominio en el plano local, en el que acumuló más de 500 días como líder del campeonato argentino, desde el torneo anterior (2016/17) y también en este certamen, que encabezó de punta a punta.


Los xeneizes se consagraron en la Superliga y son los bicampeones del fútbol argentino. En la tabla de títulos totales del fútbol argentino, Boca sacó más ventaja con su nueva corona, la 67° que logra en su historia entre campeonatos locales y copas nacionales e internacionales.

La Superliga había arrancado de mil maravillas para el equipo conducido por los Mellizos. Un nivel futbolístico y mental que lo ubicaba como el mejor del país.

Aquello se reflejó en un comienzo récord: triunfos en las primeras ocho jornadas, algo nunca antes experimentado en la historia azul y oro, que incluyó una victoria en el Monumental ante River (2-1). Sin embargo, el plantel se despertó bruscamente de aquel momento soñado cuando Fernando Gago, jugando para la selección en octubre, y Darío Benedetto, en la derrota ante Racing (2-1) de la 9a jornada, sufrieron lesiones graves.

Pablo Pérez tuvo una distensión en el sóleo izquierdo de la cual se resintió por regresar prematuramente, misma zona de la pierna en la que Carlos Tevez se desgarró bajando de una máquina del gimnasio, según versiones internas.

De ese tipo de lesiones tampoco estuvieron exentos Edwin Cardona (sufrió dos casi consecutivas) ni Wilmar Barrios. Paolo Goltz también pasó por una sinovitis en la rodilla izquierda que coincidió con una contractura de Lisandro Magallán: Guillermo debió poner una zaga suplente ante Argentinos y sufrió por todos lados la derrota (2-0).

Es cierto que Boca jugó mal por momentos, aunque globalmente mejor que otros para ser el justo campeón. Aquello es tan contundente como las piedras que tuvo en su recorrido y que influyeron para que algo que parecía tan fácil no lo termine siendo. Por eso, Boca fue un campeón que se sobrepuso a todo y a todos.

Ahora el conjunto azul y oro deberá mejorar lo último realizado en el primer semestre del año, aún más cuando se ha reforzado con jugadores de pura titularidad, donde podrá ir a buscar su tricampeonato. El camino iniciará este fin de semana con un rival que puede sorprender como lo es Talleres.

MEDIA: 1VOTES: 1
VAVEL Logo