Barrios, la figura y motor de la mitad de cancha

Barrios, la figura y motor de la mitad de cancha

Boca avanzó a cuartos y Wilmar Barrios otra vez fue la figura del equipo y el motor de la mitad de cancha.

gaston-adur
Gastón Adur

Boca le ganó 4-2 a Libertad de Paraguay en el estadio Defensores del Chaco y avanzó a los cuartos de final de La Copa Libertadores de América, en los que se enfrentará a Cruzeiro de Brasil. Otra vez, Wilmar Barrios fue la figura del conjunto Xeneize.

El conjunto de Guillermo Barros Schelotto convirtió cuatro goles, pero no jugó bien. Un rival menor lo complicó en la mayoría del encuentro y eso preocupa para lo que se viene. Pero otra vez Barrios dejó en claro que es el dueño de la mitad de la cancha. El colombiano fue quien inició la jugada para que Boca diera vuelta el partido.

El partido se encontraba 1-1 y ninguno de los dos equipos se sacaba ventaja. Todo cambió a los 21 minutos cuando Barrios le anticipó una pelota a Iván Franco que terminó en un pase a Darío Benedetto que la controló y la pinchó para que luego Mauro Zárate quedé mano a mano con el arquero rival, y la piqué con una gran categoría.

Desde que el Xeneize se puso en ventaja se agigantó la figura del colombiano que interceptó cuatro balones y dio un total de 45 pases, en los que tuvo una efectividad del 86, 7 %. Los números no hablan por sí sólo, Barrios es el eje y el equilibrio del mediocampo. Es el que se encarga de recuperar y jugar. 

“Siempre tratando de dar lo mejor para el equipo, aportando siempre cada vez que me toque jugar, mis compañeros me respaldan y lo importante es el grupo", declaró Barrios, que fue elegido la figura del partido. Además, agregó: "Nosotros tratamos de manejar el partido, teníamos la ventaja a favor, jugaban con la desesperación del resultado y el clima. Tratamos de defender con la pelota".

Y lo que más le costó al conjunto de La Ribera fue la defensa. Otra vez estuvo muy floja, pero Barrios se encargó de tapar las subidas de los rivales. El mediocampista quitó, lucho y peleó todas las pelotas. Fue un muro en la mitad de la cancha. Cortó los circuitos de juego de Libertad, cumplió con los relevos y alejó al conjunto paraguayo gran parte del segundo tiempo del arco de Esteban Andrada. Todavía no se sabe cuándo el Xeneize jugará con Cruzeiro, lo que sí se sabe es que Barrios para Guillermo y el mundo Boca siempre es titular.

VAVEL Logo