Un paso fugaz del goleador 
La jerarquía de Magnín no alcanzó para luchar por el ascenso (Foto: Clarín).

Una de las grandes apuestas de Néstor Gorosito para la temporada 2020/21 fue la de Pablo Magnín, atacante que venía de destacarse en Sarmiento de Junín (era el goleador de la Primera Nacional 2019/20, con 15 tantos). Un goleador, lo que necesitaba Tigre después de la partida de Emanuel Dening y la irregularidad de Enzo Díaz (no tenido en cuenta por Pipo ni tampoco por Juan Carlos Blengio).

Magnín arribó a mitad del año pasado a préstamo al Matador y de entrada empezó a mostrar sus virtudes: tres goles en sus primeros tres partidos jugados, nada menos que en Copa Libertadores (dos a Guaraní de Paraguay y otro a Bolívar). Y anotó dos goles más en la Primera Nacional, a Villa Dálmine Deportivo Riestra. Sin embargo, su aporte en la red de nada sirvió (solo una vez marcó para un triunfo de Tigre), en un equipo sin rumbo que perdió toda posibilidad de ascenso en un puñado de encuentros. Las vacaciones obligadas llegaron rápido.

El nuevo DT, Diego Martínez, comenzará la pretemporada a cargo del plantel este martes 26 de enero y con bajas confirmadas, entre ellas la del ex Sarmiento. No por rendimiento, sino porque tenía contrato por hasta la finalización del torneo pasado, cosa que sucedió tras la derrota ante San Martín de San Juan (donde Magnín anotó su gol en la tanda de penales). Por lo tanto, el jugador quedó en libertad de acción y no renovará su vínculo en Tigre.

El delantero de 30 años, en total, disputó 12 partidos entre Libertadores y Primera Nacional, con cinco goles anotados. Buenos números, que resultaron poco fructíferos al final. Sin una carta fuere en la ofensiva, en Victoria tendrán que buscar reemplazo o apostar por Enzo Díaz, la experiencia de Carlos Luna o los juveniles que asoman y piden pista, en un Tigre golpeado que está en plena restructuración de cara a lo que queda del 2021, en busca de revancha.

VAVEL Logo