Independiente perdió 2 a 1 con Argentinos y se quedó sin invicto en la Liga Profesional
Independiente cayó en su visita a La Paternal.

El partido mantendría una constante a lo largo de toda la primera parte: el Bicho con el control de la pelota generaba avances de gol (pocos concretos), mientras el Rojo perdía la posesión rápido y no lograba llegar al arco defendido por Federico Lanzillota. El primer remate a puerta del encuentro derivó en el gol de la ventaja para el local mediante Thiago Nuss, que aprovechó un buen pivoteo de Gabriel Ávalos y fulminó a Sebastián Sosa a corta distancia. Independiente no lograba tomar la iniciativa, y solo pudo tener un tiro por medio de Leandro Fernández tras una conducción lenta de Lucas Saltita González, quien no tuvo un buen desempeño. Por su lado, Argentinos tuvo dos disparos más, uno de Fausto Vera luego de un lateral que rozó el palo derecho. Cuando se terminaba un tramo inicial lleno de imprecisiones, un córner que llegó de una gran jugada de Fernández, permitió que el goleador Leandro Benegas empuje la pelota en la línea y así estampe el empate en un trámite con eficacia en los tiros y un visitante deslucido.

 

El segundo tiempo inició con indicios de cambio en el Rey de Copas, Joaquín Laso y Juan Cazares ingresaron a la cancha y Eduardo Domínguez cambió el sistema a un 3-4-3 con Álex Vigo y Lucas Rodríguez más adelantados, siendo el primero la llave en los pocos ataques que se generaron por esa zona. Sin embargo, antes de los 10 minutos, una contra de Argentinos terminaría en el gol de Vera que aguantó la marca y la clavó a la derecha de Sosa. Ese tanto significó un derrumbe anímico importante en Independiente, que volvió a errar pases con frecuencia, perdiendo el balón con rapidez y solo pudiendo llegar al área rival con envíos largos. Las únicas insinuaciones del conjunto de Avellaneda llegaron por las trepadas por la banda derecha de Vigo, y con un Fernández enérgico que corrió los 90 minutos y no dejó de buscar armar jugadas de ataque ni presionar, pero ante los espacios en la defensa y el mediocampo, los comandados por Gabriel Milito supieron mantener la posesión, generaron ocasiones para sentenciar el encuentro y fueron superiores a la visita. Cabe resaltar, que a poco tiempo de que se aprobó la normativa para que los clubes puedan presentar hasta 15 suplentes en un partido, el Diablo solo llevó ocho, de los cuales dos eran arqueros, siendo Laso, Cazares, Justo D’Ángelo (citado por primera vez debido al COVID positivo de Lucas Romero), Rodrigo Márquez, Julián Romero y Santiago Hidalgo las únicas alternativas de campo con las que contaba el Rojo.

Con este resultado, los dirigidos por Domínguez se mantienen con 4 puntos en tres fechas de la Liga Profesional (una victoria, un triunfo y una derrota), a tres unidades de los líderes del torneo y a cinco en caso de que gane Platense, el único equipo que se impuso en las dos primeras fechas. El próximo cotejo de Independiente será por este mismo certamen frente a Estudiantes de La Plata, el próximo lunes a las 21.30 en el Libertadores de América Ricardo Enrique Bochini. Por otro lado, el jueves siguiente (23 de junio) el Rey de Copas viajará a Jujuy para enfrentar a Atlético Tucumán por los 16avos de final de la Copa Argentina, a las 20.05. 

 

 

 

VAVEL Logo