'Tri'logía mexicana

El seleccionado mexicano pegó fuerte en su debut. Venció a un duro Uruguay, por tres tantos contra uno. Álvaro Pereira en contra, Rafa Márquez y Herrera convirtieron en la presentación. Godín el gol uruguayo.

'Tri'logía mexicana
El festejo mexicano y la decepción uruguaya. Foto: Olé.

No hay dudas de que el apasionante encuentro que protagonizaron ambos elencos fue, el mejor espectáculo que nos mostró hasta el momento la Copa América Centenario. El nivel de la selección de Juan Carlos Osorio fue la grata sorpresa de esta competición. Se vio un equipo que doblegó en todos los sectores a su rival, y que explotó al máximo la capacidad de sus individualidades.

El debut del Tri pareció soñado: en tan sólo 3 minutos de partido, llegó al gol tras un gran centro de Andrés Guardado y el impacto de Álvaro Pereira, llevándose la pelota por delante y marcando el primero. El seleccionado Azteca salió, para sorpresa de todos, a llevarse por delante a su contrincante. Ganó la batalla en el mediocampo y desbordó por ambos costados al elenco celeste.

El equipo de Osorio ejecutó el plan pensado a la perfección. Supo cómo jugar a la espalda de los volantes de contención del rival (Arévalo Ríos y Vecino) y a base de cambios de frente, desborde y centros frontales complicó constantemente al fondo charrúa. Pero no pudo aumentar el marcador en la primera parte, ya que chocó con la firmeza de Godín y Giménez en la zaga central.

No sólo el dominio mexicano se hizo sentir en términos de tenencia de la pelota, sino que el trabajo de recuperación en la mitad de la cancha fue una de las grandes virtudes. El primer tiempo, lo tuvo al equipo mexicano ganando muchas pelotas divididas, ante un elenco que está acostumbrado a la fricción y la entrega. Finalizando los primeros 45 minutos, vería la roja el volante sudamericano Matías Vecino.

Ya dijimos que el primer capítulo fue completamente verde, y que México fue amo absoluto del espectáculo. Sin embargo, en el complemento la famosa garra charrúa comenzó a aparecer. El seleccionado Tri se retrasó varios metros en la cancha y apostó al contragolpe, mientras que el conjunto rioplatense doblegó los esfuerzos y fue a la carga por el empate.

México se mostró inseguro sin la tenencia del balón, y mostró titubeos en el sector defensivo. El juego aéreo es el fuerte uruguayo, y tras esta vía intentó llegar a la igualdad. Y así la consiguió: Godín se elevó tras un tiro libre, e impactó de cabeza para dejar sin chances al arquero Talavera. Minutos antes, Andrés Guardado había visto la tarjeta roja, y ahora cada equipo jugaba con 10 hombres.

Cuando parecía que el elenco uruguayo se iba a terminar imponiendo, los de Osorio salieron del sofocón y llevaron el partido de su área a la contraria. Los cambios del entrenador fueron determinantes: Lozano ingresó para jugar por el sector izquierdo, y desestabilizó constantemente al lateral derecho Maxi Pereira. 

De esta forma, la convicción para ir al frente y los recursos futbolísticos para buscar la victoria se transformaron en goles: primero, Rafa Márquez y después Herrera, le dieron justicia al tanteador final.

Gran presentación mexicana, que enfrentó a un equipo que no se guardó absolutamente nada para jugar en tierras norteamericanas. Aún existen falencias, sobre todo en la parte defensiva, pero no hay dudas que por este camino el Seleccionado Tricolor encontrará más victorias que derrotas.