Volvió la victoria y el 'Arse' volvió a sonreír

En la fecha 24, Arsenal en su estadio derrotó por 2-0 a Temperley con goles de Milo y Brunetta. De esta manera el equipo que dirige Humberto Grondona salió de la zona de descenso. En VAVEL analizaremos el rendimiento del equipo.

Volvió la victoria y el 'Arse' volvió a sonreír
Volvió la victoria y el Arsevolvió a sonreír | Foto @davidnieva95

Luego de mucho tiempo, la sonrisa volvió a Sarandí, porque luego de mucho tiempo se pudo festejar una victoria, lo cual es muy importante para la permanencia del Viaducto en la máxima categoría del fútbol argentino.

Luego del triunfazo por 6-1 ante Juan Aurich y conseguir la clasificación a la segunda fase de la Conmebol Sudamericana. El Arse volvió a dar otra muestra de carácter justamente en la fecha 24, denominada la jornada de los clásicos. Ante un rival como es Temperley que estaba pasando por un gran momento consiguiendo resultados muy buenos que le daban la tranquilidad de salir de la zona de descenso.

El desarrollo de los primeros 45 minutos fueron muy buenos donde el Arse generó presión a cada salida de Temperley, con facilidad la tiraba lejos de su arco. Los primeros minutos fueron muy intensos donde el conjunto casi se pone en ventaja con un disparo de Juan Sánchez Sotelo que quedó mano a mano con el arquero, tras desconcentraciones defensivas del Arse.

Los minutos empezaron a transcurrir y el conjunto de Sarandí se hizo dueño del partido, pero al final del primer tiempo no pudo romper el cero. Los dos equipos se fueron al descanso, pero Arsenal se fue sabiendo que pudo estar arriba en el marcador.

En el segundo tiempo, fue muy distinto al primero porque el equipo que dirige Humberto Grondona salió decidido a buscar los tres puntos hasta que se encontró el primer tanto a los ochos minutos con una buena jugada colectiva entre Federico Milo, Juan Brunetta y Juan Sánchez Sotelo y el volante nuevamente el que inició la jugada convirtió el 1-0.

A los 20 minutos fue el punto de quiebre del partido, porque Gonzalo Escobar recibió la roja directa por pisar a Sergio Velázquez que se había arrojado a recuperar un balón. Desde ese momento, Temperley se quebró y no pudo recuperarse

Ochos minutos más tarde, el pibe con mucho futuro, Juan Brunetta agarró un rebote cerca del área grande, se perfiló y sacó un bombazo y la colocó con un disparo al ras del suelo dejando sin posibilidad de que Ibáñez pueda reaccionar sobre su mano izquierda.

Arsenal tuvo más chance de poder convertir dos goles más, pero no se pudo concretar, pero aún así le sobró tiempo y equipo para superar a un rival que no tuvo su mejor noche.

El Arse tuvo una noche perfecta y en dos partidos demostró que esta para quedarse en la máxima categoría del fútbol argentino. El Arse es de primera y de primera no se va a ir!.