Podio: Itabel, Albertengo y Carniello

Por la undécima fecha del Campeonato de Primera División, Atlético de Rafaela derrotó 3 a 0 a San Martín de San Juan. En el aspecto de las individualidades se destacaron Kevin Itabel, Mauro Albertengo y Oscar Carniello.

Podio: Itabel, Albertengo y Carniello
Gol de Gudiño. // Foto: Télam.

Por la fecha 11 del Campeonato de Primera División del fútbol argentino, Atlético de Rafaela derrotó 3 a 0 como visitante a San Martín de San Juan

Si bien el equipo completo desarrolló un buen papel, en el marco de las individualidades se destacaron Kevin Itabel, Mauro Albertengo y Oscar Carniello.

Kevin Itabel: Gravitante, veloz y preciso. Llegó para dar jerarquía al ataque Cremoso y lo está cumpliendo. En la noche de ayer desequilibró y participó de varias jugadas en ofensiva, llevándole peligro al equipo rival. Tuvo su premio al esfuerzo y buen juego, ya que cuando el partido llegaba a su fin, llegó su gol para comenzar a sentenciar la victoria.

Mauro Albertengo: Opacado por otros delanteros fue poco a poco perdiendo su lugar, pero tras la lesión de Ramiro Costa se le volvieron a abrir las puertas para poder volver a mostrarse. Y así fue, Mauro fue muy importante, ya que bajaba y aguantaba cada pelotazo. De esa manera llegó el primer gol Celeste, un pelotazo del arquero, Albertengo la peina, dejándosela servida a los pies a Gabriel Gudiño.

Albertengo ocasionó sustos a la defensa rival, con su gran porte físico es difícil quitarle la pelota cuando la contiene en su poder. 
Siempre se destaca su buena pegada como característica y en la noche de ayer, cuando se animó la coloco en un ángulo, marcando el 3-0 definitivo.

Oscar Carniello: Pequeño pero peligroso, Oscar es el jugador que desde el primer momento ofreció ponerse la camiseta del club como estandarte, y así lo está realizando. Ayer quitó, y cortó cada jugada del elenco de San Juan que intentaba realizar por su sector. Ordenó y le transmitía seguridad al debutante Gianfranco Ferrero.

En el segundo tiempo, cuando le tocó jugar de marcador central por la lesión de Teodoro Paredes, cumplió su trabajo de muy buena manera.

Cabe destacar la buena actuación de Gabriel Gudiño, quien desequilibró  y desbordó como nos tiene acostumbrados. Además de la mano de él, llegó el primer gol Celeste.

Victoria que da un poco de respiro y ánimos para seguir en esta ardua lucha por mantenerse en primera. Un mimo a estos jugadores que bien o mal, dejan la vida en cada pelota.