Respiro Xeneize

Boca fue superior a Atlético Rafaela y lo dejó en claro tras imponerse por 3 a 0. De esta manera, el equipo que comanda Guillermo Barros Schelotto hace poco tiempo, comienza a encontrar su lugar en el campeonato local.

Respiro Xeneize
Foto: la12tuittera

El equipo de Guillermo Barros Schelotto goleó a un Atlético Rafaela que nunca supo aprovechar las vulnerabilidades del rival. Con un contundente 3-0, Boca se quedó con los tres puntos y comenzó de manera feliz las vísperas de cumpleaños.

Tras la ida del Vasco Arruabarrena, el club de la Ribera apostó por el “Melli” para que encuentre la regularidad en el equipo y de pelea a una doble competencia, de momento. Hasta ahora logró dos triunfos, tres empates y una derrota.

Una victoria significa confianza. Creer en el equipo, en tu compañero y en tu entrenador. De eso se trató el juego de Boca Juniors en la tarde del sábado; todo lo contrario a lo que implicó el conjunto de Santa Fe, que propuso un sistema de juego errático y trabado.

Carrizo, Pavón y Tévez fue el tridente clave para el extremo ofensivo, que desequilibró en todo momento la mala defensa de Rafaela.

Mientras que por el lado de Jara y Pérez, su participación fue la mejor en lo que va del año 2016. Precisos al momento de tomar decisiones conllevaron a concretar jugadas en el arco contrincante. Mientras que de la recuperación en momentos de soledad fue propia de Fernando Gago, quien se contagió del buen juego de sus compañeros. Y el ingreso de Lodeiro en el segundo tiempo, si bien fue pobre, ayudó a contener la pelota para los suyos.

Sin embargo, la defensa Xeneize sigue siendo el punto débil que los contrarios aprovechan y sacan ventaja, pero el conjunto de Chocho Llop nunca le encontró la vuelta y sólo Pussetto, y alguna que otra vez Parra, generaron situación de peligro para Boca. Incluso Orion, tras un mal despeje de Insaurralde, tuvo una mala salida y cometió falta sobre Pussetto dentro del área que derivó en un penal; el cual fue atajado por Agustín.

Sin más, los visitantes nunca se afirmaron en territorio boquense y terminaron con un jugador menos, tras la expulsión de Colombo por falta reiterada.

De esta manera Boca celebra una victoria más que necesaria que le da el respiro para seguir sumando y cambiar de aire, de cara al jueves, cuando enfrente a Bolívar por Copa Libertadores