Resbalón no es caída

Luego de la caída con Lanús, Boca venció a Libertad por 2-0. En un terreno muy malogrado, que produjo la caída de los protagonistas durante todo el encuentro, Guillermo probó un once tentativo de frente a lo que viene.

Resbalón no es caída
Tévez volvió a brillar en Boca | Foto: Télam
Boca
2 0
Libertad
Boca: Sara; Peruzzi, Vergini, Tobio, Silva; Pérez, Cubas; Pavón, Tévez, Centurión; Bou.
Libertad: Muñoz; Martínez, Alcaraz, Benítez, Vergara; Báez, Miers, Ramírez, Aquino; Cañete, Salcedo.
MARCADOR: 1-0, min. 35, Tévez. 2-0, min. 50, Bou.
ÁRBITRO: Fernando Rapallini (ARG). Expulsado Martínez (min. 80), en Libertad.
INCIDENCIAS: Partido amistoso correspondiente a la Copa Desafío, disputado en el estadio Centenario de Chaco, Argentina.

Boca Juniors quiere levantar este semestre, buscando paz en un año que no la tuvo. Para eso, pretende ganar el torneo de Primera División y la Copa Argentina, habiendo quedado ya afuera de todo torneo continental.

Sin embargo, el campeonato no comenzó bien para el Xeneize: en el debut, cayó por 1-0 ante el último campeón, Lanús. Por eso, a pesar de la pausa por la fecha FIFA de Eliminatorias Sudamericanas, Guillermo y Gustavo Barros Schelotto decidieron no escatimar y pusieron lo mejor ante Libertad. Esto les dio resultado, ya que, con una gran actuación, Boca superó a los paraguayos por 2-0 y se quedó con la Copa Desafío.

Con un muy buen trabajo del medio campo, el Xeneize construyó su victoria en la tenencia de la pelota, la paciencia y aprovechando la velocidad de Ricardo Centurión y Cristian Pavón por los laterales. Carlos Tévez hizo un gran partido, incluso abriendo la cuenta para su equipo.

Aunque tuvo muchas llegadas, Boca también sufrió abajo: el juego aéreo, arma principal de los paraguayos, complicó con varias chances a la defensa argentina, que tenía problemas también al momento de la salida.

Pero esas falencias se solucionaron en el complemento, cuando Boca hizo de Libertad una sombra, acorralándolo en su propio arco y estirando la ventaja a través de Walter Bou, que tuvo otras dos chances de anotar, ambas de media vuelta, una herramienta que tanto el centrodelantero como Centurión y Pavón utilizaron en más de una ocasión.

La figura del partido fue Pablo Pérez, conductor absoluto del equipo, iniciando la mayoría de los ataques, recuperando la pelota, ejecutando casi todas las pelotas paradas (Tévez se hizo cargo de las dos más cercanas, estrellando un remate en el travesaño). Además, quien estuvo muy cerca de fichar por Independiente tuvo una conexión casi perfecta con Adrián Cubas, que le ganó la pulseada, por ahora, a Rodrigo Bentancur para apoderarse de la titularidad.

Aunque intentó ampliar la ventaja, el partido se vio definido a falta de 25 minutos para el final, cuando los Mellizos Barros Schelotto comenzaron a realizar los cambios, probando variantes y concretando una victoria inapelable. 

Ahora, Boca debe esperar a que termine el receso por Eliminatorias para enfrentar, el 11/09, a Belgrano de Córdoba en la Bombonera, buscando seguir por la senda de la victoria.