Centurión, la figura ante Belgrano

Todo el equipo mostró un alto rendimiento en la goleada 3-0 al 'Pirata' por la segunda fecha. El ex Racing se sobrepuso a la presión que tenía tras su polémica semana.

Centurión, la figura ante Belgrano
Centurión jugó un gran partido luego de una controvertida semana. Foto: Télam

Luego de lo que fue el mal rendimiento y derrota en la primera jornada ante Lanús, se esperaba que Boca muestre una mejor cara en el debut como local. Lo visto en La Bombonera superó las expectativas, ya que el conjunto de Guillermo Barros Schelotto dominó el juego en gran parte del encuentro y lo hizo aún en desventaja numérica.

Difícil es encontrar una figura que se destaque demasiado por encima del resto, ya que hubo buenas actuaciones en la línea defensiva, en el mediocampo, y en el ataque. Además, Guillermo Sara respondió bien en los tibios remates del cuadro cordobés.

Finalmente, el elegido es Ricardo Centurión, por la simple razón de haber jugado un gran cotejo a pesar de la polémica semana vivida tras su accidente automovilístico del pasado domingo. Les devolvió la confianza al entrenador, que apostó por él como titular, y a la gente que posó sus ojos sobre él por el mencionado hecho.

El ex volante de Racing hizo su tarea de principio a fin. Se mostró siempre como opción de pase y desequilibró por ambas bandas tanto en la primera mitad como en la segunda, cambiando de costado constantemente con Cristian Pavón. Contó con varias chances de convertir, aunque no pudo vencer a Juan Carlos Olave en dos ocasiones, y desvió su remate en otra.

También generó varias infracciones por parte de los jugadores del Pirata, una de las cuales terminó con la segunda amarilla y expulsión para Federico Álvarez. Tuvo un aceptable retroceso para dar una mano a los laterales y defendió la pelota en el sector del córner para ganar segundos.

Por los detalles nombrados, Ricky fue la figura del Boca 3 - Belgrano 0. “La confianza del técnico y de mis compañeros fueron muy importantes”, señaló en zona mixta.

Gran trabajo del doble cinco haciéndose dueño del mediocampo en la segunda mitad, y del resto que estuvo a la altura. Incluso Carlos Tévez estaba realizando una buena performance –con gol incluido- hasta su expulsión.