Una deuda pendiente

Por el torneo local, Boca no gana en condición de visitante desde el 22 de marzo, aún con Rodolfo Arruabarrena como director técnico, fue en San Juan ante San Martín. Carlos Tevez había marcado para el 1-0 definitivo.

Una deuda pendiente
Necesidad de ganar como visitante. Foto: Cadena3.

La falta de precisión acecha, en los últimos partidos, a los dirigidos por Guillermo Barros Schelotto. En su visita a Victoria, el conjunto Xeneize no consiguió pasar del empate frente a Tigre. La causa de este desempeño se vio reflejada en las malas definiciones de cara al arco, desperdiciando de esta manera situaciones claras de gol.

En reiteradas ocasiones, Boca Juniors dispuso de jugadas para ponerse por delante en el marcador. Pero en el momento de la ejecución, se encontraron con el arquero rival o tomaron decisiones inadecuadas.

El conjunto del Mellizo tiene como principal objetivo, la clasificación a la Copa Libertadores del 2017. Pero partidos como el último generan mayores dudas que certezas. Un empate que deja un sabor agridulce, si bien consiguió un punto, la realidad es que se perdieron dos.

Ante dicho desempeño, es posible percibir cómo le cuesta a este nuevo Boca mantener un buen nivel en diferentes partidos y de manera consecutiva. El cambio es totalmente notorio, en un partido puede golear pero en el siguiente presenta grandes dificultades para convertir.

Quedará latente la necesidad del regreso de Carlos Tevez, emblema y capitán de este equipo. Con su presencia, posiblemente se originen mayores situaciones de peligro que podrán ser aprovechadas por dicho jugador o por sus compañeros.

No hace falta aclarar que cuando Tevez se encuentra en el terreno de juego, sus acompañantes se liberan inconscientemente y juegan de manera relajada. Su aporte será fundamental para que Boca vuelva a la senda de la victoria como también a la serenidad al momento de la definición.

El gol a SMSJ del Apache