El día que el 'Mono' le clausuró el arco a Berti

Un día como hoy, pero de 1994, Boca eliminaba a River de la Supercopa en los penales, tras igualar 1-1 en el tiempo reglamentario. El 'Mono' Navarro Montoya fue clave para que esto suceda, conteniendo el remate de Berti. Gamboa fue el encargado de liquidar la serie.

El día que el 'Mono' le clausuró el arco a Berti
El 'Mono' fue clave para que Boca continúe con vida en la Supercopa. Foto: Olé.

Todos los enfrentamientos entre Boca Juniors y River Plate son especiales. Más aún, cuando de copas internacionales se trata. Pues bien, hoy se cumplen 22 años de un Superclásico histórico. Desde los doce pasos, el Xeneize eliminó a su rival de siempre de la Supercopa, con la gran actuación de Carlos Fernando Navarro Montoya bajo los tres palos.

Luego de igualar sin goles en el Monumental, Boca y River debían definir quién seguiría en carrera en la Supercopa. La Bombonera colmada esperaba expectante la resolución del encuentro. Pero los 90 minutos reglamentarios, no alcanzarían para establecer cuál de los dos sería el rival del Sao Paulo en cuartos.

El partido tuvo un comienzo favorable para el conjunto de la Ribera. Luis Alberto Carranza abrió el marcador, a tan solo seis minutos de haber comenzado el encuentro, con un golazo. Trapito se sacó la marca de encima, gambeteó al arquero, Germán Burgos, y definió en soledad para establecer el 1-0.

Sin embargo, en el complemento, el Millonario encontró la igualdad, con un exquisito remate de tiro libre de Enzo Francescoli. A solo tres minutos de haberse reanudado el encuentro, un disparo imposible para el Mono Navarro Montoya, encaminaba todo hacía los penales.

La definición desde los doce pasos fue pareja, ninguno de los pateadores se equivocaba y ninguno de los Monos, que estaban bajo los tres palos, podían impedir que su rival convierta. Con la serie igualada 4-4, llegó el turno de Sergio Berti, quien sacó un remate potente levemente inclinado al palo izquierdo del portero xeneize. Pero, haciéndole honor a su apodo, Navarro Montoya se estiró y tapó el disparo del volante millonario, para el festejo de todos los presentes en el Alberto J. Armando.

Toda la responsabilidad recaía en los pies de Fernando Gamboa. Sin embargo, lejos estuvo el defensor de mostrar algún signo de nerviosismo. El marcador central sacó un potente remate que se clavó en el ángulo izquierdo del arco del Mono Burgos. Imposible contener ese disparo para el buen arquero millonario, que de todas maneras intento contener el tiro. 

Gamboa salió hacía un costado para festejar y allí se sumaron todos sus compañeros. De esta manera, Boca clasificaba a las semifinales de la Supercopa 1994, donde debía enfrentar al Sao Paulo. El Xeneize caería en la final ante Independiente, pero no cabe dudas de que este encuentro quedará en las retinas de hinchas y jugadores. No solo por la definición para el infarto, sino porque el Mono le clausuró el arco a Berti y le abrió paso a su equipo para seguir con vida en el certamen, dejando al eterno rival con las manos vacías.

Formaciones

Boca Juniors (1): Carlos Fernando Navarro Montoya; Fernando Gambao, Nelson Vivas, Carlos Moya, Carlos Mac Allister; Roberto Acuña, Alejandro Mancuso, Alberto Márcico, Luis Carranza (Silvio Rudman); Sergio Martínez (Walter Pico), Rubén Da Silva.

River Plate (1): Germán Burgos; Ricardo Altamirano, Celso Ayala, Enrique Corti, Guillermo Rivarola; Julio César Toresani, Leonardo Astrada, Néstor Cedres (Walter Silvani), Sergio Berti; Enzo Francescoli, Hernán Crespo (Gabriel Amato).

Goles: 6 min, 1-0, Luis Carranza (B); 48 min, 1-1, Enzo Francescoli (R).

Penales:

0-1 Convirtió Francescoli (R)

1-1 Convirtió Márcico (B)

1-2 Convirtió Amato (R)

2-2 Conirtió Da Silva (B)

2-3 Convirtió Rivarola (R)

3-3 Convirtió Rudman (B)

3-4 Convirtió Silvani (R)

4-4 Convirtió Acuña (B)

4-4 Navarro Montoya le atajó el tiro a Berti (R)

5-4 Convirtió Gamboa