Sigue sin ganar

Boca hizo todo lo posible por llevarse los primeros tres puntos de visitante, pero empató en dos con Atlético Tucumán. Dos goles anulados con polémica en el Decano. La figura: Pavón.

Sigue sin ganar
Pavón marcó dos goles, pero no alcanzó para superar a Atlético Tucumán | Foto: Olé
Atlético Tucumán
2 2
Boca Juniors
Atlético Tucumán: Ayala; Di Plácido, Bianchi, Canuto, Cáceres; Aliendro (Barbona, min. 85), Leyes, Acosta, González (Menéndez, min. 67); Rodríguez (Mendoza, min. 55), Zampedri.
Boca Juniors: Sara; Peruzzi, Tobio, Vergini, Silva; P. Pérez, S. Pérez (Bou, min. 78), Bentancur; Pavón, Tévez, Centurión (Zuqui, min. 82).
MARCADOR: 0-1, min. 3, Pavón. 1-1, min. 44, Zampedri. 1-2, min. 46, Pavón. 2-2, min. 25, Menéndez.
ÁRBITRO: Diego Abal (ARG). Amonestados: Tobio (min. 38), en Boca. Cáceres (min. 55 y 87) y Menéndez (min. 71), en Atlético. Expulsados: Cáceres (min. 87), en Atlético.
INCIDENCIAS: Partido correspondiente a la séptima fecha del torneo de Primera División 2016, disputado en el estadio Monumental José Fierro, Tucumán, Argentina.

Boca Juniors sigue seco fuera de la Bombonera. Si bien ya ganó en cancha neutral, no lo puede hacer de visitante desde febrero, cuando superó a San Martín por 1-0 (Carlos Tévez). Hoy no fue la excepción, ya que empató 2-2 con un Atlético Tucumán intermitente, que jugó peor que el Xeneize, pero tuvo dos polémicas fuertes, con sendos goles anulados por offsides poco claros.

Parecía que los tucumanos salían a llevarse por delante a los de Guillermo Barros Schelotto, que apostó a un equipo rápido y ofensivo para llevarse sus primeros tres puntos como visitante. 

Y este planteo le salió bien a la visita, que, a los tres minutos, ya ganaba con gol de Cristian Pavón tras una gran corrida de Carlos Tévez acumulando gente por derecha. A partir de ahí, era un golpe y golpe, hasta que, desde los 15, se inclinó la cancha para los locales. 

A los 19, la polémica: centro desde la derecha, chilena pifeada de Fernando Zampedri, pelota que le queda al Pulga Luis Rodríguez y gol del Decano. Pero el línea cobró un offside que no parecía existir del delantero ídolo de Atlético y anuló el tanto. 

Luego, hasta los 30, fue todo de los de Juan Manuel Azconzábal, que no dejaban respirar a Boca, que aún así contó con algunos contra ataques interesantes comandados por Tévez, Pavón y Ricardo Centurión. 

Recién a los 35 bajó un poco la intensidad del encuentro, más pensado en el centro del campo, algo que beneficiaba al Xeneize, con mayor manejo de pelota y jugadores como Rodrigo Bentancur, Pablo y Sebastián Pérez, de gran pie. 

La última realmente clara de la primera parte para los de la Ribera fue a los 37, con un excelente centro a tres dedos de Centurión y un cabezazo solo de Pavón que llegó a las manos del arquero Josué Ayala. 

Pero no todo estaba dicho en esos primeros 45 minutos. Sobre los 44, un centro desde la derecha le cayó a Zampedri, que quedó tendido en el área chica ante la intercepción de Santiago Vergini. Parecía que había quedado muy golpeado, pero, luego de un remate defectuoso de un compañero, la pelota le cae a él, que se levanta sorpresivamente del suelo y, de media vuelta, vence la oposición de Guillermo Sara y decreta el empate. 

Sin embargo, así como Atlético golpeó sobre el final del primer tiempo, Boca volvió a hacerlo sobre el comienzo del segundo, y otra vez a través de Pavón: tiro libre preciso de Jonathan Silva y entrada del ex Talleres de Córdoba y Colón de Santa Fe sin marca para poner el 2-1

Para colmo, parecía que se formaba un partidazo cuando, inmediatamente luego del saque de centro, un pelotazo largo encontró a la defensa de Boca mal parada y Sara salió mal, pero el anticipo de Zampedri se fue lejos del arco vacío. 

Luego, Pablo Pérez remató de afuera del área y la parábola del disparo encontró a Ayala duditativo, tanto así que no logró embolsar la pelota, que casi le queda a Tévez, que entraba a toda velocidad.

Durante los primeros 15, pareció golpear duro ese rápido tanto de Pavón, ya que los locales no reaccionaban y era todo de Boca. De hecho, casi llega al tercero en varias oportunidades, con un tiro libre muy bien ejecutado de Pablo Pérez que encontró solo al autor de los dos goles, pero no pudo bajarla con comodidad; además, Silva tuvo la suya con otro tiro libre, que fue remate al arco y se fue cerca, aunque, de todas formas, el gol no hubiera sido válido porque era indirecto. De esa jugada derivó un córner, donde tuvo la suya Centurión.

La más clara en ese primer tercio de segundo tiempo fue de carambola. Una gran jugada de Tévez, que dejó la pelota a Pavón con cuatro opciones de pase y tres defensores, pero sus compañeros no se entendieron, chocaron entre sí, le taparon el camino y la jugada terminó con el despeje de la defensa.

La superioridad de Boca, sin embargo, duró hasta los 70, y fue gracias a Cristian Menéndez, que había ingresado a tres minutos antes. Perdió la pelota en la mitad de la cancha Pablo Pérez, y Leonel Di Plácido comenzó una corrida a toda velocidad, culminando con un centro perfecto a la cabeza de la Torre Menéndez, que superó el salto de Vergini y puso un cabezazo impecable al ángulo de Sara, que nada pudo hacer. 

A partir de entonces, muchos errores defensivos de Boca no aprovechados por el ataque tucumano. A su vez, Guillermo dispuso un cambio táctico del 4-3-3 al 4-2-3-1, con Tévez, Pavón, Centurión (luego Fernando Zuqui) y Walter Bou en ataque y un doble cinco conformado por Bentancur y Pérez. Eso lo hizo más ofensivo, pero con muchos espacios detrás.

A los 85 llegó una nueva polémica: remate de Menéndez de media vuelta, desvío en un jugador de Boca y buena reacción de Sara, pero el rechazo del arquero dio en Zampedri y cruzó la línea de meta. Sin embargo, el línea levantó la bandera rápidamente y anuló un nuevo gol de Atlético Tucumán por otro offside dudoso. 

Para colmo de males, parecía que se le venía la noche a los de Azconzábal cuando, a los 87, se fue correctamente expulsado por doble amarilla Pablo Cáceres. 

Con esta igualdad, Boca se perdió la chance de meterse en puestos de clasificación a Copa Libertadores (pudo quedar 3°), y está con 12 unidades. La próxima fecha enfrentará a Temperley como local, buscando volver a la senda del triunfo. 

Por su parte, Atlético Tucumán es 12° con 10 puntos. En la 8° visitará Bahía Blanca para jugar ante Olimpo. Además, aún está pendiente la definición de su entrada o no a la próxima Libertadores, cupo que reclama propio a pesar de que lo quiere el Independiente de Gabriel Milito