Cortó con la racha negativa

Luego de 10 partidos sin ganar en condición de visitante, Boca derrotó por 3-0 a Gimnasia y Esgrima La Plata, con goles de Benedetto por duplicado y Pavón. El 'Xeneize' terminó con una seguidilla negativa que padecía desde febrero.

Cortó con la racha negativa
Boca venció a Gimnasia y concluyó con una mala racha de visitante. Foto: Olé

Por la novena fecha del torneo de Primera División, Boca visitaba a Gimnasia en El Bosque. El conjunto de Guillermo Barros Schelotto, luego de la eliminación por Copa Argentina, necesitaba obtener una victoria para seguir prendido en la lucha por el campeonato.

El inicio del encuentro presentó pocas situaciones peligrosas, prevaleció la disputa por el mediocampo y jugadas friccionadas. Pero todo cambió cuando llegó el primer tanto xeneize. En el inicio de la jugada que derivó en el gol de Darío Benedetto, acusaron una mano proporcionada por Carlos Tevez. Debido al mal pique de la pelota, el ídolo xeneize acomodó la misma con el muslo, pero luego rebotó en su mano. Considerada esta situación como sin intención, la jugada prosiguió y terminó con el gol del delantero proveniente de México.

De esta forma, todo Gimnasia increpó al árbitro Jorge Baliño. Como resultado de esto fue expulsado Sebastián Carrera, dejando a su equipo con 10 desde el primer tiempo. Posteriormente a esto, nuevamente fue Tevez quien efectuó un gran pase para que Benedetto vuelva a convertir. El segundo en su cuenta personal como también el de su equipo.

Poco a poco el partido comenzó a inclinarse para el Xeneize y el control de la pelota prevalecía en un sólo bando. Sumado a este contexto, Cristian Pavón marcó un verdadero golazo. Remató desde larga distancia dejando sin posibilidades al arquero. En consecuencia, Boca se imponía en el marcador por 3-0.

El equipo del Mellizo, en el segundo tiempo, teniendo en cuenta el resultado favorable bajó notablemente su exigencia y decidió esperar al local para luego salir de contra.

Boca pudo imponerse en un cuarto de hora, lo que le permitió sacar una amplia ventaja que a lo largo del partido se logró consolidar. De esta manera, el Xeneize cortó con una racha negativa de 10 partidos sin ganar de visitante. La última vez había sido por el torneo local, el 17 de febrero, ante San Martín de San Juan.