La enfermería está abajo

Con el regreso a los entrenamientos regulares de Carlos Tevez y Pablo Perez, quedan las dudas en la zaga central, donde Fernando Tobio y Juan Manuel Insaurralde se encuentran casi descartados. Lisandro Magallán se perfila como titular para recibir a Racing el domingo.

La enfermería está abajo
El defensor platense, de buen historial en los clásicos, se prepara para volver a ser titular en Boca tras casi un año. Fuente: Goal.com

La lesión temprana de Darío Benedetto en el partido ante San Lorenzo encendió las alarmas en Boca. Quedó descartado casi instantáneamente para el encuentro correspondiente a la fecha 12, y su reemplazante saldrá del "duelo" en los entrenamientos que tendrán Walter Bou y Ricardo Centurión, sus reemplazantes lógicos. Pero los sustos no vienen de a uno, y la semana que vivieron los mellizos lo demuestra.

El miércoles, en el medio del entrenamiento, Pablo Perez acusó una molestia y fue retirado del entrenamiento. Acto seguido, el Apache fue separado de sus compañeros y enviado a entrenar de manera diferenciada. Dos jugadores importantes se habían puesto en duda. Por suerte, en el entrenamiento de hoy se aclaró la situación y quedó todo en un pequeño susto. El ex volante de Newell´s había sufrido una leve sobrecarga muscular y fue separado para evitar una lesión, mientras que al 10 lo separaron para evitar que corra la misma suerte que su compañero y ahorrarse un susto.

Donde los sustos se convirtieron en realidades es en la defensa. Fernando Tobio está entrenando diferenciado hace algunos días por un problema en su isquiotibial derecho. De hecho, ya se perdió la fecha pasada por ese problema. Por su parte, el Chaco tiene una pubalgia que lo aqueja hace un tiempo y en estos últimos dias el dolor se agravó, por lo que el reemplazante natural de ambos ya se prepara para volver a un once inicial: Lisandro Magallán.

El defensor central, que estuvo a prestamo en Defensa y Justicia el campeonato pasado va a jugar su primer partido como titular en el club desde la derrota ante Rosario Central por 3-1 en la última fecha del torneo 2015. Tuvo una época, cuando acababa de ser contratado como entrenador Rodolfo Arruabarrena, en la que se había afianzado como titular, hasta consiguiendo en un Superclásico su primer gol con la camiseta azul y oro.

Esta es una nueva oportunidad de ganar el terreno perdido, pero también es una gran oportunidad para algún defensor de las inferiores, como por ejemplo Agustín Heredia, convocado a la selección sub 20, de por lo menos ir al banco. Esto es, si Guillermo decide que Insaurralde no está apto para siquiera ser suplente, o si prefiere a Leonardo Jara en esa posición, donde ya tuvo minutos en algún momento en Estudiantes.

Va a ser díficil diagramar una defensa con los pocos nombres que quedan y que pueda parar a un equipo que viene de hacer tres goles ante su clásico rival. Encontrar la forma de frenar a Gustavo Bou y a Lisandro López no es nada fácil, y las lesiones solo lo vuelven más complicado. Es el partido para que, entre quien entre, juegue el partido de su vida.