Empate con sabor a poco

En el comienzo de la segunda fecha y en la vuelta al Ducó, Huracán igualó 1 a 1 con Quilmes.

Empate con sabor a poco
El equipo de Parque Patricios tuvo una floja actuación. /Foto: ESPN

Huracán empató como local 1 a 1 con Quilmes en el inicio de la segunda fecha del torneo. El gol del Globo lo marcó Luca Sosa mientras que el de la visita, Federico Andrada.

Eduardo Domínguez volvió a optar por no colocar a un delantero de área en la formación inicial como lo hizo en Mendoza en la primera fecha y Jerónimo Barrales se quedó en el banco de suplentes esperando su oportunidad.

El primer tiempo fue bastante parejo. No hubo muchas ocasiones de gol, pero Quilmes lo complicó fácilmente al Globo por sus defectos en defensa. La falta de Federico Mancinelli en la dupla central se notó.

A los 25 minutos, Nicolás Romat se resbaló y perdió la pelota en el lateral. Matías Orehuela habilitó a Fede Andrada, que remató desde afuera del área, Marco Díaz tuvo una respuesta débil y el balón terminó adentro del arco.

Igancio Pussetto fue el que más intentó en Huracán. En dos oportunidades hizo buenas jugadas, pero las dos veces decidió mal al finalizarlas. La primera desbordó dejando atrás a Orehuela y efectuó un pase atrás para Daniel Montenegro, pero fue fuerte y el Rolfi no pudo controlar bien. La segunda fue sobre el final del primer tiempo que llegó hasta el fondo y antes de quedarse sin ángulo intentó sorprender al rematar al primer palo y la pelota se fue apenas afuera.

Para la segunda parte, Domínguez hizo dos cambios: Patricio Toranzo por Mauro Bogado y Jerónimo Barrales por Ezequiel Garré. Al sacar a un defensor, Matías Fritzler se paró entre los dos centrales y el Pato se posicionó en el círculo central junto a Mariano González.

Huracán era superior, generaba situaciones de peligro en el área. Pero futbolísticamente no era superior, más allá de que la visita no propuso mucho en los segundos 45 minutos, los de Parque Patricios iban por el empate sin ser claros ni con muchas ideas.

La primera clara que tuvo el Globo para igual fue a los 23. Romero Gamarra, recién igresado por Pussetto, desbordó, tiró el centro atrás y le quedo a González que remató de frente al arco, pero pegó en el travesaño.

Un minuto después Luca Sosa apareció por el segundo palo y tomó de lleno la pelota que había quedado boyando en el área y marcó el gol del empate.

Después de que el resultado quede en paridad, el partido entró en una meseta y no pasó más nada. Es un punto que sirve para comenzar a sumar en el torneo pero hay muchos aspectos del juego que se deben mejorar porque el rendimiento del equipo fue muy flojo.

Los goles