Análisis por bloque 2016/2017: Independiente

El análisis de los arqueros, defensores, mediocampistas y delanteros del Rojo de cara al próximo torneo

Análisis por bloque 2016/2017: Independiente
Foto: web

El plantel de Independiente no hay variado mucho respecto del que participó del torneo anterior, hasta el momento sólo se han sumado Damián Martínez, Juan Sánchez Miño y Nicolás Figal (a pesar de que la dirigencia se sigue moviendo en el mercado para cumplir con los pedidos de Gabiel Milito). Los que se fueron son un poco más, pero muy pocos de ellos eran frecuentemente convocados para los partidos, sólo Rodrigo Gómez, Claudio Aquino y Emanuel Aguilera; los demás (Nelle, Barrios, E. Vidal y M. Del Castillo) eran juveniles ínfima participación.

A continuación, haremos un análisis del plantel Rojo para esta temporada, lo que puede aportar cada uno de ellos y cómo es la competencia en cada puesto. Vamos de atrás para adelante:

Arqueros:

Martín Campaña: El titular. El uruguayo demostró durante el torneo anterior y también en el transcurso de esta pretemporada que está preparado para defender el arco del Rojo. Más allá de que a veces su estilo parece poco ortodoxo, tiene una impresionante agilidad bajo los tres palos, es muy seguro en el mano a mano y sale lo justo y necesario en los centros que caen al área. Puede que su punto más débil sea el juego con los pies, pero tampoco se lo puede catalogar como alguien que no lo sepa hacer y seguramente con la dirección técnica de Milito ese factor será mejorado puesto que muchas veces deberá salir jugando desde el fondo y no tanto saltar líneas con una pelota larga.

Diego Rodríguez: A priori el Ruso es quien arranca desde atrás en esta carrera dado que Milito lo ve mejor al arquero de la Selección uruguaya. Aún no se sabe si el ex capitán del Rojo se quedará a pelear el puesto o emigrará a Rosario Central, quien es el único equipo que ha demostrado un verdadero interés en su incorporación, pero de quedarse no sólo deberá empezar desde el banco, sino que también va a seguir teniendo una relación muy poco sana con la mayorías de los hinchas. Tal vez lo mejor para su carrera sea salir de Avellaneda e ir a visitar Rosario.

Gonzalo Rehak: El juvenil ni siquiera ha atajado un partido en primera división, pero de confirmarse la salida del Ruso Rodríguez, será el segundo arquero del plantel. Independiente tendrá dos competencias a lo largo de estos meses, es decir, es muy probable que le toque atajar en alguna de ellas. Deberá estar preparado.

Defensores:

Damián Martínez: Una de las caras nuevas. Fue pedido por el DT para pelear el puesto con Toledo, en la pretemporada se posicionó por encima del ex Banfield y será quien arranque el torneo. Tuvo un rendimiento bastante irregular en su primer partido oficial, pero 90 minutos es muy poco tiempo para juzgarlo y rotularlo como un buen o mal refuerzo. Tiene la confianza del DT y viene de hacer un buen torneo en Defensa y Justicia, tendrá que acostumbrarse a jugar con esta camiseta, se espera que ese periodo de transición entre un club y el otro sea corto.

Hernán Pellerano: Quizás suene extraño, pero perdió su indiscutida titularidad, con la llegada de Figal y la muy buena consideración que Milito tiene de éste mismo, el 2 del Rojo tiene ahora una muy pareja competencia. De hecho, aún no está claro si será él o el juvenil del Rojo quien arranque como titular. La dupla central que formó con Víctor Cuesta en el ciclo de Pellegrino era una de las cosas más destacables del equipo, pero su falta de confianza a la hora de llevar la pelota y no tentarse con el pelotazo puede costarle el puesto.

Víctor Cuesta: ¿El mejor del semestre anterior? Probablemente. Es el 6 titular, uno de los líderes del equipo y el punto más alto de la defensa. Atrás suyo también está Figal quien lo suplantó en el partido contra Defensa y Justicia por la Copa Argentina, pero la diferencia entre uno y otro es bastante grande.

Nicolás Tagliafico: Uno de los que podríamos denominar como "insustituible". No sólo por el nivel que viene mostrando (es el mejor lateral izquierdo del país), sino también por ser el alma del equipo, por el contagio que provoca su entrega en cada uno de los encuentros y porque no tiene un claro suplente. Sánchez Miño puede ocupar ese lugar, quizás, pero si no es el ex Boca, no hay nadie atrás suyo.

Gustavo Toledo: Perdió el puesto. Su irregularidad en el semestre anterior le costó su lugar en el equipo titular, nunca pudo afirmarse por completo en el lateral derecho. Le tocará pelearla desde afuera y ver si, a partir de una mejora, puede volver a hacerse con la titularidad.

Nicolás Figal: Parece ser uno de los juveniles que más deslumbra al Cuerpo Técnico. Volvió de Olimpo para ser, acaso, el 2 titular, también es el primer recambio en caso de que Cuesta no pueda jugar y además en algún caso también puede cumplir jugando de lateral derecho. Tendrá varios minutos en cancha, está claro, su misión será dejar de ser alguien "que parece bueno" para pasar a ser un confiable defensor.

Néstor Breitenbruch: Tuvo varias complicaciones el semestre anterior y ni siquiera pudo sumar un minuto en cancha. Empieza como la tercera opción tanto para jugar de central como de lateral, pero tiene muchas condiciones y ofrece una fortaleza física que nadie más, a excepción de Tagliafico, puede aportar.

Mediocampistas:

Diego Rodriguez Berrini: El 5 tapón. El uruguayo parece haber dejado de lado su recuperación de la lesión de rodilla y se posiciona como el volante central de Milito. Salida limpia, pase corto, pase largo y recuperación, eso es lo que ofrece el Torito, tiene unas características únicas en el plantel. La diferencia entre él y Vitale es abismal. Ortiz y Méndez pueden jugar en su puesto, pero nadie lo conoce ni se desempeña tan bien allí como él.

Jesús Méndez: En clara competencia con Ortiz. Jesús deberá trabajar duro para ganarse un lugar entre los once, además de la regularidad y su propensión a las tarjetas, también deberá mejorar en su llegada al área. Será vital para el equipo que pueda aportar en ataque.

Jorge Ortiz: Como dije antes, está cabeza a cabeza con Méndez. El Marciano tiene la misma misión que el ex Central. No puede quedarse sólo en el pase corto y la circulación en el centro del campo, también tendrá la obligación de ser más punzante en tres cuartos de cancha.

Juan Manuel Sánchez Miño: El zurdo. En el partido con Defensa y Justicia jugó de extremo, volante y lateral por izquierda en diferentes momentos del partido. Nadie en el plantel tiene esas condiciones. Es reconocido por su pegada, su elegancia y su técnica, tanto así como por su irregularidad. Puede ser un jugador clave en el equipo, de él depende ganarse la completa confianza del técnico, de sus compañeros y de la gente.

Julián Vitale: Milito lo considera como volante central y como defensor central. Viene de jugar muy poco en el semestre anterior y la diferencia de nivel entre él, el Torito, Pellerano, Méndez y los demás es muy grande. 

Martin Benítez: Al parecer arranca siendo el volante por izquierda titular. Tuvo unos buenos seis meses en el inicio del ciclo de Pellegrino y después volvió a ser el mismo jugador improductivo de siempre. Veremos si esta nueva posición puede volver sacar lo mejor de él.

Ezequiel Barco: Hace ya algunos torneos que Independiente no empezaba un semestre con una "promesa" entre sus filas. Hay muchas expectativas puestas en él, pero sólo tiene 17 años, no se le puede pedir que sea el salvador o la manija del equipo, pero si puede funcionar como una muy buena variante a la hora de buscar el desequilibrio. Puede jugar como volante ofensivo o bien como extremo por cualquiera de las dos bandas.

Domingo Blanco: Tiene muy pocos minutos en primera, pero es otro de los juveniles sobre los cuales Gaby Milito tiene confianza. Al igual que Barco, puede jugar como volante ofensivo o extremo en ese 4-3-3 propuesto por el técnico.

Delanteros:

Germán Denis: Fue el titular ante Defensa y Justicia y parece ser que Milito lo tiene más en cuenta que Pellegrino para ocupar ese lugar de 9 titular, sin embargo, su edad, su muy flojo rendimiento en los seis meses pasados su durísima competencia en el puesto puede volver a sentarlo en el banco de suplentes. 

Diego Vera: De estar al 100% de sus condiciones físicas sería el 9 indiscutido por su nivel ya probado con esta camiseta, por su capacidad goleadora, por su entrega a la hora de presionar para recuperar la pelota y su inteligencia para salir del área y dejar huecos para la llegada de un volante. Con Denis será su carrera, arrancan parejos sólo porque el uruguayo está aún recuperándose de una lesión.

Leandro Fernández: Puede ser otra de las opciones para jugar como 9 de área, pero el Cuerpo Técnico lo prefiere por las bandas. Tiene una habilidad y una impresionante facilidad para rematar de media distancia que no posee ninguno de los otros delanteros. Veremos cómo le cae el hecho de tener que retroceder por la banda para ayudar al equipo en defensa, pero es un jugador importantísimo.

Lucas Albertengo: Muy complicado semestre el que se le viene al ex delantero de Rafaela. Viene recuperándose de una grave lesión en su rodilla y tiene por delante suyo a varias personas. Tuvo la oportunidad de irse, pero decidió quedarse para poder disputar un puesto en el equipo titular. Si Independiente logra mantenerse en competencia tanto en la Copa Sudamericana como en el Torneo Argentino será un importante recambio.

Cristian Rodríguez: La situación del Cebolla es un tanto extraña, es otro de los que se está reponiendo de una lesión (o de varias lesiones, mejor dicho) y Milito no pudo contar mucho con él en la pretemporada, por lo que no podemos saber con certeza si será uno de los que dispute un puesto como extremo o como volante ofensivo. Repetiré una frase que se dijo hasta el hartazgo en el semestre anterior, pero que no deja de ser cierta: si está bien en o físico es el que le pueda dar un salto de calidad al equipo. Es el 10, el diferente, uno de los lideres, no puede volver faltar en tantos partidos.

Emiliano Rigoni: Otro que cambio de puesto como Benítez. Era volante y con la llegada de Milito es uno de se transformó en uno de los más peligrosos delanteros del plantel. Pegada con las dos piernas, vértigo, cambio de ritmo, ida y vuelta, pegada, Rigoni tiene todo, empieza como titular, obviamente.